Los dias del venado

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 8 (1796 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 30 de noviembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
El espejo africano Liliana Bodoc.

El verdadero protagonista de esta historia es un pequeño espejo de ébano. Un espejo tallado en el África por Imaoma como obsequio de bodas para su esposa, Atima. La hija de ambos, la pequeña Atima Imaoma, es llevada a América por los cazadores de hombres; junto con ella viaja el espejo de su madre. Es así como este objeto comienza a recorrer elmundo.
Atima Imaoma es comprada en una venta de esclavos por la familia Fontezo y Cabrera. En la casa a la que la llevan conoce a la niña Raquel, quien le enseña las letras y los números. Pero la economía familiar de los Fontezo y Cabrera las separa: la niña africana es enviada como esclava a una hacienda en Mendoza.
La joven Atima Imaoma tiene una hija en la hacienda, y luego muere. La pequeñaAtima Silencio sueña con ser libre, y se escapa con la sola compañía de su pequeño tesoro. Sin embargo, cuando, muerta de hambre y soledad, es rescatada por el ejército del general San Martín, decide donar su única propiedad a la causa patriota. Así, el espejo pasa de mano en mano hasta llegar a una casa de antigüedades en
Valencia, donde lo compra Dorel, un joven huérfano cuya benefactora es ladueña del comercio. Pero esa mujer, María Petra, mantiene a Dorel sometido por el miedo. En ese momento, el espejo obliga a Dorel a salir a la calle, al mundo real, y ya nada logrará detener su verdadero deseo: aprender a tocar el violín.
Finalmente, en un viaje circular, el espejo viajará a América para volver a manos de su verdadera dueña…

Capitulo 1

Este capítulo cuenta de un espejo enparticular. Pequeño, casi del tamaño de la palma de la mano. Y enmarcado en ébano. Un espejo que cruzo el mar para ser parte de múltiples historias, no todas buenas, no todas malas. Un pequeño espejo que enlazo los destinos de distintas personas en distintos tiempos.

Por eso esta historia comienza en África…

En una aldea con pocos habitantes, donde cada uno hacia su parte del trabajo. Imaomaun joven cazador, tan diestro que la aldea entera lo consideraba, un elegido por los antepasados.
Atima una hermosa muchacha, buena en el arte de teñir plumas y tejer pieles.
Un día Imaoma la miro a Atima por la mañana. Llego la tarde e Imaoma la volvió a mirar. Atima se cubrió las mejillas rojas de vergüenza.
Cuando cayó la noche toda la aldea entera se reunía alrededor del fuego, Imaomavolvió a mirarla. Esto significaba invitación a boda si la familia aceptaba. Y las familias aceptaron.
Los festejos se realizaron poco después. Atima le regalo a su esposo un brazalete de pieles.
Imaoma le había regalado un espejo enmarcado en ébano que el mismo había tallado con paciencia.
Pero al año siguiente, los tambores habían empezado a anunciar desgracias. Todos eran mensajes confusos,como si no estuviesen seguros de sus visiones.
Paso tres años. Y los tambores repetían un solo mensaje:” ya viene el llanto, ya nos arrancan el corazón”…
Atima y Atima Imaoma, la hija, se alejaron de la aldea para buscar frutos comestibles. Pero no estaban solas ni a salvo. Cerca de ellas unos hombres de piel descolorida, que cazaban personas, por que el mercado de esclavos lo necesitaba y estavez debían ser niños, ellos pagaban buenas sumas de dinero por ellos.
Los esposos Fontezo y Cabrera, compraron a la niña y la llamaron Silencio, para que sea la doncella de su única hija.
Al llegar a la casa conoce a Raquel, una niña que tenia la misma edad que la africanita. Que al cumplir los doce años le pide a su padre para enseñarle las letras y los números a Silencio. La única tristeza quetenia Silencio era su nombre, que a los doce años lo encontró. Pero la economía de la familia de los Fontezo y Cabrera las separo, por mucho tiempo. La tuvieron que vender a una hacienda en Mendoza.

Capitulo 2

María Petra, tenía una de antigüedades en Valencia, era una mujer muy cuidadosa y exigente, en su negocio y el mantenimiento de su casa.
La casa siempre permanecía con las...
tracking img