Los economistas neoliberales: nuevos criminales de guerra

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 11 (2649 palabras )
  • Descarga(s) : 9
  • Publicado : 28 de mayo de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
En un anterior ensayo, hablaba usted de los economistas neoliberales. Los llamaba “nuevos criminales de guerra”. No es frecuente una afirmación así. Suele hablarse del sistema, de las consecuencias de las políticas gubernamentales, de errores en las decisiones, pero nunca se personalizan los daños ni se lanzas acusaciones contra los responsables de esas políticas. ¿Cómo justifica usted palabrastan directas y nítidas? Un economista neoliberal, que defiende, por ejemplo, la completa liberalización del comercio exterior mexicano o colombiano, por ejemplo, es un criminal en su opinión
RVC: Bueno lo que yo digo en el libro que usted comenta está inscrito en un contexto analítico bastante amplio y sin el cual la afirmación señalada quedaría suelta. Ese contexto, de manera muy resumida, eseste: entiendo eso que se llama globalización como una guerra en todos los frentes librada por el capital mundial contra los trabajadores y pobres del planeta. Esta guerra ha buscado, y lo ha conseguido, la reestructuración del trabajo a favor del capital, la libre movilización del capital hacia donde se encuentra trabajo, barato y abundante, la erradicación de todo tipo de conquistas y derechos delos pobres, la transformación del Estado en un ente favorable a la competencia económica que ya no regula los factores nacionales (como moneda, comercio, inversión extranjera o trabajo) sino que acude más que nunca a la represión y al control social. En pocas palabras, para usar un lenguaje hoy proscrito, la lucha de clases en estos momentos se hace de arriba hacia abajo y favorece al capital.
Enesa guerra social que es la globalización hay estrategas, ideólogos, y ejecutores. Entre los primeros, estrategas e ideólogos, sobresalen los economistas neoliberales que desde sus relucientes oficinas planean las maniobras que se van a librar en el terreno, esto es, indican donde se debe aplicar un plan de ajuste estructural, dónde se debe privatizar, cuando hay que cerrar un hospital público ovender una universidad estatal, etc. Esas decisiones suelen presentarse como determinaciones técnicas, por lo demás ineluctables, que favorecerían incluso a los que van a ser víctimas de tales políticas. Quienes ejecutan en la práctica esas políticas neoliberales son los gobiernos, muchos de cuyos presidentes o ministros hacen parte de esa cofradía neoliberal. En tal perspectiva, los economistasneoliberales son criminales de guerra, porque no son los que disparan, esto no siempre es una metáfora por desgracia, de manera directa sino los que dice a quiénes, cómo y cuándo se debe disparar contra los trabajadores y los pobres del mundo.
Un ejemplo ilustra esto que estoy diciendo. Cuando se presentó el huracán Katrina, Milton Friedman, que tenía 93 años, aplaudió el carácter destructivo delhuracán, porque había logrado lo que las propuestas neoliberales no habían conseguido durante décadas: debilitar al sindicato de enseñantes que se había negado a aceptar la privatización de las escuelas públicas de Nueva Orleans. Pues apenas ocurrió el huracán, Friedman escribió el que sería su último artículo agradeciendo que se hubiera presentado y que tuviera el efecto de posibilitar laprivatización de gran parte del sistema educativo del Estado y, además, le permitiera deshacerse de sindicalistas incómodos, que no dejan funcionar armónicamente al libre mercado y recomendaba que no había que perder la oportunidad que brindaba el Katrina para emprender esas “reformas” en el sistema educativo, lo cual finalmente se hizo. Este es un ejemplo del carácter criminal de Friedman, cuyoprontuario, como se ha demostrado en numerosas investigaciones, tiene en su haber el sustento de los Chicagos Boys en el Chile de Pinochet, entre otros sonados crímenes.
Quiero esto decir, que tras la catástrofe que ha significado para América Latina, África, Europa Oriental la imposición brutal del capitalismo se encuentran personajes de carne y hueso, y no entes abstractos, detrás de cuya accionar hay...
tracking img