Los prejuicios lingüísticos

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 13 (3101 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 12 de noviembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
LOS PREJUICIOS LINGÜÍSTICOS

“La inevitabilidad del cambio”

“Pues que la ley de la naturaleza es cambiar, sólo la constancia es extraña”
Jonh Wilmot

A lo largo del tiempo, poetas y filósofos han afirmado que todas las cosas del universo están permanentemente sometidas a cambios.“Todo fluye, nada permanece”.
Heráclito

El lenguaje también esta sometido a este dinamismo. Como señaló el filósofo y lingüista alemán Wilhelm von Humboldt: “No puede haber nunca un momento de verdadera quietud en el lenguaje, como tampoco en el pensamiento de los hombres, siempre en movimiento. Por naturaleza, está en continuo proceso de desarrollo”.Esta afirmación conduce a dos opiniones completamente contrapuestas:

-Unos están de acuerdo con esta idea y defienden que la lengua que utilizamos ahora, es el producto de la evolución, un proceso que nos ha llevado a entendernos mejor en el día a día de un mundo cambiante.

-Otros sin embargo piensan que los cambios en el lenguaje son perjudiciales para la propia lengua ya que lacorrompe.

Existe un amplio grupo en nuestra sociedad obcecado en la continua corrección del lenguaje. La propia “Real Academia de la Lengua Española” tenía como lema “Limpia fija y da esplendor”. Como si la lengua que hablamos tuviese impurezas que debieran ser pulidas.
A este fenómeno se le llama prejuicio normativo o prescriptivo.

Este prejuicio tiene relación con la idea de que la normalingüística es mejor que otras realizaciones concretas de la misma lengua. Más concretamente, este prejuicio consiste en la idea extendida de que hay personas que hablan bien y otras que hablan mal su propia lengua materna.

Partamos del hecho, aceptado por los lingüistas, de que la propia lengua materna no puede hablarse bien o mal, simplemente se habla. La moralidad o perfección en las lenguas no sepuede dar.

Por tanto, diríamos que desde la lingüística, no habría que corregir nunca a las personas, salvo que se trate de extranjeros que la están aprendiendo todavía (en cuyo caso sí podría decirse que no la hablan bien).

Pensar que una persona habla mal porque no cumple unas determinadas reglas (determinadas por el Estado) es equívoco, pues realmente esa persona está cumpliendo lasreglas de su propia variante.

Todas las variantes o sistemas lingüísticos de una misma lengua son esencialmente correctas porque cumplen la misión básica de la lengua, que es comunicarse. Una lengua sólo sería mala en el supuesto de que no sirviera para esa misión.

Está asimismo demostrado que no existen diferencias en la cantidad de vocabulario entre las diversas variantes aunque sean grandeslas diferencias culturales. La diferencia se ve en los campos semánticos.

El que sea ciertamente necesaria una forma normativa (para una mejor comunicación entre todos los hablantes de la misma lengua) no debería implicar que se considerara como mejor la variante resultante de esas normas que las otras y éstas resultaran menospreciadas. De hecho, las lenguas modernas han surgido del uso denuevas normas lingüísticas distintas de las que fueron normativas en su momento.

Así pues, llegamos a la conclusión de que la lengua que hoy hablamos es el producto de una evolución.

Pero, ¿Por qué tantos hablantes desaprueban los cambios, la evolución?
Si examinamos bien ese rechazo, descubriremos que en buena parte se debe a prejuicios sociales que adoptan esa forma de manifestarse.

¿Porqué se asocia a un determinado grupo social una forma específica de hablar?

Una posible respuesta a estas incógnitas podría ser explicada por el prejuicio literario o clásico:
Se trata de la idea preconcebida de que hablar bien es hablar una lengua según se escribe. Este prejuicio implicaría muchas consecuencias, entre otras que habría muchos hablantes que al no conocer bien la lengua...
tracking img