México necesita su glasnot

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 26 (6472 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 2 de septiembre de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
México necesita su “glasnost” histórica
José Antonio Crespo
Robespierristas, antirrobespierristas: os pedimos por piedad que nos digáis, sencillamente, cómo fue Robespierre. Marc Bloch

Si, como dicen, mientras mejor se conoce a alguien más se le ama, entonces
el amor patrio exige un conocimiento más completo y verídico de la historia nacional. Ello es necesario aunque implique enfrentarsecon hechos y sucesos que cuestionen nuestras creencias y convicciones acerca de heroicas epopeyas o respetados próceres. El desarrollo democrático de las naciones requiere de un proceso de revisión y transparencia en diversos ámbitos de su vida pública; exige conocer con más claridad los sucesos y las instituciones políticas, expresar y discutir con libertad las diversas tesis, cuestionar los másarraigados dogmas y fundamentos ideológicos sobre los cuales se ha levantado un régimen. Ese proceso es el que vive hoy México, y la historia es un ámbito que también necesita ser revisado con ojo crítico y auténtico afán de conocer el lado oscuro de nuestro pasado. La autocrítica histórica, decía Octavio Paz, “equivale a una cura moral”. La historia, como ha dicho el ilustre historiadorcontemporáneo Luis González y González, tiene diversos propósitos, y por ende puede ser elaborada, leída e interpretada a través de múltiples ojos. La historia oficial, también llamada “historia de bronce”, busca crear imágenes ejemplares de los héroes que infundan la devoción por la patria hasta el sacrificio personal y desarrollen virtudes cívicas
64

de elevada inspiración. Estos valores, a su vez,buscan la preservación y exaltación de la nación y su soporte ideológico: el nacionalismo. El célebre Nicolás Maquiavelo escribió la Historia de Florencia con un propósito de socialización cívica de los florentinos, pues “si todo ejemplo de república estimula, los que se leen acerca de la propia estimulan mucho más y son muchos más útiles”. Desde esa perspectiva, la “historia de bronce” resultapositiva para la salud patriótica de cualquier nación. Pero hay un precio que debe pagarse por ello: la mutilación deliberada de la verdad. En efecto, para destacar el virtuosismo y las hazañas de los héroes patrios, hay que limpiarles la hojarasca propiamente humana, ocultar defectos y debilidades, vicios y yerros. Por eso se le llama “de bronce” a esa historia, pues en ella los héroes trascienden sucondición humana y son elevados a un pedestal digno de semidioses, transfigurados en mudas y solemnes estatuas de bronce. En un segundo momento es necesario hurgar en su vida real y revivirla en su justa proporción, para así recuperarlos en su dimensión humana. “Explicar el mito, desentrañar su sentido, es humanizarlo –escribió Paz–. Y al mismo tiempo, aclara el sentido de nuestra historia”. Latentación de usar políticamente a la historia es grande, y pocos pueden resistirla. Por ejemplo, la imagen que prevalece del cura Miguel Hidalgo como alguien austero que siempre vestía su levita negra, no corresponde con la descripción que hace de él un contemporáneo suyo: “Hidalgo vestía media bota, pantalón morado, banda azul, chaleco encarnado, casaca verde, vuelta y collarín negro, pañuelopajizo al cuello, turbante con plumaje de todos los colores, menos el blanco...”. La idealización de los próceres surge tan pronto la independencia es alcanzada. Y eso obedece a lo que señala Rafael Segovia:
El héroe es tanto un símbolo de la identificación con la nacionalidad como la expresión de una ideología política. Es el mantenedor o creador de la nacionalidad, encarna las virtudes cívicas,representa a la nación en lucha contra la adversidad. Sus virtudes son usadas como guía de los gobiernos del momento y, por ello, se le convierte en símbolo.

Muchos estudiosos de la historia consideran importante mantener vivos los mitos sobre nuestra historia nacional, como soporte de un espíritu nacionalista
65

y cívico, pese a que haya una cierta distorsión de los hechos. Napoleón...
tracking img