Maestros errantes

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 6 (1377 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 28 de noviembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
MAESTROS ERRANTES

Presentación

Este libro se propone reflexionar y revisar las formas que toma lo educativo en un tiempo en que las instituciones propias de la modernidad, como la Escuela y el mismo Estado Nación parecen haber perdido, o al menos, menguado su capacidad de instituir (Castoriadis, 1983), crear subjetividad. En espacios sociales en donde reina la incertidumbre y lascondiciones para que la vida sea posible se muestran muy esquivas, inaccesibles, el equipo que desarrolló la investigación que recoge la autora detectó actores sociales que desarrollan prácticas educativas novedosas/alternativas. Prácticas mediante las cuales logran llegar a la población desafiliada, marginada, reconstruyendo así, en parte, la trama social desgarrada.
A estas prácticas que se despegan nosólo de los enclaves geográficos, sino también de las clásicas estrategias y tácticas es a las que les llama errantes, de allí el título del libro Maestros Errantes. Este libro, así como la investigación que le dio origen, encuentran sus raíces teóricas, conceptuales y filosóficas en los desarrollos realizados por Cristina Corea e Ignacio Lewkowicz, así como en el marco referencial de Paolo Virno.Breve Recorrido por el Libro

En el primer capítulo, Crudezas, la autora apoyándose en relatos y diálogos va delineando vidas, subjetividades que se construyen y reconstruyen en escenarios de devastación. Cuerpos que fluyen entre navajas, balas y pistolas, en shorts, y que de maneras insospechadas habitan las instituciones educativas, las abandonan o son expulsados.
La investigación sedesarrolló como parte del proyecto realizado en FLACSO (Facultad
Latinoamericana de Ciencias Sociales, sede Argentina) entre los años 2004 y 2006 en los barrios que componen el Bajo Flores de Buenos Aires.
http://edrev.asu.edu/reviews/revs173 2
A través de los relatos se va llegando a la dura constatación de que la vida ha perdido valor, al menos desde una subjetividad del progreso.
Asimismo, y comocontra-cara, se rescata el valor del grupo, de la banda y de cómo estos espacios en permanente actualización y construcción se transforman en espacios de socialización de alta relevancia.
Se va delineando así la errancia, la intemperie, el valor de los sujetos que habitan las
instituciones más que las instituciones en sí mismas.
En los confines del barrio es el título del segundo capítulo enel cual se profundiza la
conceptualización de la intemperie. Desde la indefensión y vulnerabilidad en la que viven y transitan cuerpos/sujetos, “empujados por la lógica expulsiva del capitalismo actual y por el arrastre de coyunturas locales” (pp. 32-33), se plantea que este estado no se trata tan solo de pobreza material (acceso a bienes de consumo o servicios), sino de “estado de intemperierespecto de resortes básicos de existencia social. La cualidad principal de estos enclaves no está dada por la construcción de un hilo identitario en términos culturales o sociales sino el hecho de encontrarse arrojados a sus propias fuerzas de supervivencia” (p. 33).
Así la inseguridad social de la que habla Castel (2004) es puesta en movimiento,
“precariedades en movimiento” (p. 35), en relación a“los de adentro y los de afuera” (p. 38). Aparecen de a poco en estos “confines” sujetos/cuerpos, figuras barriales que se erigen como elemento cohesivos, que a su manera ocupan lugares que anteriormente, en tiempos de arraigo, le estaban reservados a la maestra y otros representantes de instituciones modernas, clásicas.
Hay lugar para andar en “derivas barriales” en este capítulo. Para andar defiestas, en el filo de los excesos, pero también para “andar con cuidado / andar cuidando (nos)” (p. 52). De las prácticas de protección negativas, punitivas, surge una forma grupal de gestionar los cuidados: la grupalidad, que intenta poner en juego las capacidades de relación evitando el enfrentamiento puro y duro.
Así, en estos confines del barrio existen reglas de juego, formas de...
tracking img