Mapas

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 2 (383 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 6 de enero de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
¿QUIÉN LE PONE AL CASCABEL AL GATO?
Habitaban unos ratoncitos en la cocina de una casa cuya dueña tenía un hermoso gato, tan buen cazador, que siempre estaba al acecho. Los pobres ratones no podíanasomarse por sus agujeros ni siquiera de noche. No pudiendo vivir de ese modo por más tiempo, se reunieron un día con el fin de encontrar un medio para salir de tan espantosa situación.
—Atemos uncascabel al cuello del gato —dijo un joven ratoncito—, y por su tintineo sabremos siempre el lugar donde se halla.
Tan ingeniosa proposición hizo revolcarse de gusto a todos los ratones, pero un ratónviejo dijo con malicia:
—Muy bien, pero ¿quién de ustedes le pone el cascabel al gato?
—Nadie le contestó.
(125 palabras)

1. ¿Qué problema tenían los ratones?
2. ¿Qué decidieron hacer losratones para resolver su problema?
3. ¿Qué nos enseña esta fábula?
4. Ahora cuéntame la historia que leíste.

LAS MANOS FEAS
Rabindranath tagore
—Mamá —le dijo el niño—, eres hermosa, tu rostro es eltrasunto de una diosa.
Sonrióse la madre enternecida; mas el niño tornado a otras ideas añadió con palabra conmovida:
—¡Pero en cambio tus manos son tan feas!
Calló el niño al mostrar estosdecires, más replicó la madre:
—No las mires, si tanto te disgusta contemplarlas.
—No lo puedo evitar, le dijo el niño, si al palparlas con ávido cariño tengo, oh madre, al instante que apartarlas.
Elpadre que escuchaba al niño, dijo:
—Te contaré una historia mi buen hijo: hace tiempo dormía rozagante un niño, encendióse el mosquitero y las llamas del fuego traicionero amenazaban la vida delinfante. Mas la madre heroica y decidida, el fuego dominó a manotadas salvando de las llamas a su niño, pero sus manos de blancor de armiño quedaron sin piedad carbonizadas. Cuando al final las vendas lequitaron sus manos deformadas le quedaron.
El niño comprendió, y en un instante voló a su madre y le besó las manos diciendo entre sollozos extrahumanos:
—¡No hay manos como las tuyas en el mundo!...
tracking img