Maturana

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 44 (10897 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 16 de agosto de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Humberto Maturana (*)
Modo de vida y cultura
Muchos años atrás, en 1967, yo estaba por algunas semanas en Estados Unidos, y asistía a una conferencia dictada por una mujer que tal vez algunos de ustedes conocen, Evelyn Keller. En esa conferencia ella discutía la aplicación de la noción de género en ciencia. Después que ella habló, se abrió un debate, y yo pedí la palabra y dije: «Por favor,quiero decir algo; ustedes me van a disculpar, pero siento que tengo derecho a hablar en esta reunión porque fui educado como niñita. De modo que de alguna manera soy una mujer honoraria, aunque desgraciadamente no he sido reconocido así públicamente.» Lo que quería decir, en ese momento, es que tuve la ventaja de ser educado como niñita. Mi primera mujer, María Montañez, una vez hizo la siguientereflexión: «Hay una diferencia fundamental en la educación de los niños y las niñas en nuestra cultura occidental actual. A los niños se le enseña a restringir su atención a un tema cada vez; a las niñas se les enseña a ampliar su atención simultáneamente a muchos temas cada vez.» El niño debe concentrar su atención, haciendo sólo una cosa en cada momento: estudiar, limpiar su pieza, o regar eljardín. La niña debe ampliar su atención haciendo varias cosas a la vez: ayudar a la mamá en la cocina, el cuidado del hermanito, ordenar la casa y hacer las compras. Afortunadamente yo fui criado como niñita y aprendí a hacer de todo; pero aprendí a hacer de todo no como una carga, sino como parte legítima del vivir, y con esto de aprender como niño a hacer de todo, resulta que uno aprende a vivir enun espacio de sucesos y fenómenos interconectados en un sistema. Los hombres somos normalmente educados en un vivir lineal; las mujeres normalmente son educadas en un vivir sistémico. Esto hace una diferencia seria, los hombres tenemos dificultades para entender a los sistemas porque no sabemos mirar las simultaneidades, ni sabemos atender a las interconexiones de los procesos como resultado denuestra educación. Una niñita educada como niñita en esta cultura (yo no estoy diciendo que la cultura sea buena o mala, estoy haciendo referencia a un fenómeno de la educación), tiene que manejar simultáneamente muchas cosas, y tiene que estar simultáneamente atenta a muchas cosas que tienen que ser coordinadas, correlacionadas, conocidas y tocadas o dejadas de lado, de manera oportuna atendiendo atodas sus interconexiones. Hace algunos años apareció un artículo en la revista dominical de El Mercurio, en el que se mostraban las respuestas de muchos hombres muy distinguidos, a los que se les preguntaba cómo se encontraban ellos en su casa cuando sus esposas estaban de vacaciones. El artículo mostraba una situación desastrosa. A mí me dio vergüenza ser hombre. Los entrevistados no sabíanhacer nada: no sabían cocinar, la casa estaba sucia, no sabían atender a los niños; es decir, un desastre. Lo peor es que ninguno de ellos veía su situación como un desastre, sino como algo propio del hombre. Afortunadamente fui educado como niñita, y me beneficié de la posibilidad de pensar, mirar y actuar como niñita, y es a eso a lo quiero hacer referencia en esta charla. Quiero referirme a esemirar, a esa capacidad que ustedes mujeres y algunos hombres afortunados tienen, de poder darse cuenta de que existen en un ámbito sistémico, en un mundo

en el cual todos los fenómenos están legítima y naturalmente interconectados, de modo que no tienen que hacer un esfuerzo especial para darse cuenta de ello. Quiero encontrarme con ustedes en esa multidimensionalidad. Quiero, además, destacarque soy biólogo. Que fui y soy uno de esos niños o niñas que desde pequeños ven a los animalitos. Hay niños que ven el bichito que se está moviendo, y le dicen a su mamá que vieron un bichito. No todos los niños lo ven, no todas las niñitas lo ven, pero hay algunos que lo ven, y éstos que lo ven, si el espacio familiar lo permite, y en mi caso fui afortunado pues mi madre acogió mi ver los...
tracking img