Me acabo de unir a buenas tardes

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 47 (11541 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 7 de octubre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Una cuestión inquietante de los tiempos actuales es el incremento acelerado de la población humana y, en consecuencia, la existencia de una juventud masivamente desatendida por carencia de recursos, de personas y de estructuras.
Ese fenómeno plantea para los educadores una doble cuestión: una de base y otra complementaria. La básica y radical se formula así: “¿Pueden los educadores actuar amitad del siglo XXI, con 9.500 millones habitantes en la tierra, lo mismo que en el XIX, cuando eran 1.500 millones los hombres que la poblaban?
La complementaria se diversifica según donde cada educador se mueve: ¿Qué conviene hacer, si en un país, ciudad o ambiente, en una obra, las tesis maltusianas, o sus secuelas (control de natalidad, defensa de los anticonceptivos incluso abortivos, promociónclara y directa del aborto, la postura antipoblacionista se impone y el amor a la familia, al matrimonio estable, a la defensa de los hijos, gana terreno en toda la sociedad?
El hecho evidente de que el mundo es hoy mayoritariamente infantil y joven, aunque haya algunas regiones en donde la población envejece, implica una encrucijada y muchos desconciertos. Es necesario seguir cuidando las mies,pues de una u otra forma sigue siendo cierto que “ la mies siempre es abundante y los operarios escasos".
Hay datos singularmente problemáticos que reclaman reflexiones muy serias y urgentes a los educadores. No son los aspectos cuantitativos, los estadísticos, los que más pueden suscitar la reflexión. Más bien es la nueva forma de vivir las transformaciones.
La explosión demográfica suscitanuevas visiones panorámicas del mundo:
- El incremento numérico de habitantes en casi todos los países.
- La desproporción poblacional entre hemisferio norte y hemisferio sur.
- El predominio de población juvenil en regiones en vías de desarrollo.
- El envejecimiento poblacional sólo en los países más desarrollados.
- La desigualdad numérica de razas,bloques, culturas humanas.
- Los movimientos migratorios de reajuste por regiones y países.
- La conmoción en los procesos de producción de bienes vitales:
Alimento, vestidos, vivienda, transporte, sanidad, protección.
- El surgir de nuevos modelos de promoción en diversos terrenos:
Economía, industria, artesanía, agricultura, comercio, etc.
- Loscambios de formas y estructuras convivenciales y sociales:
Orden, legislación, propiedad, libertad de expresión.
- El juicio inquieto y prevenido contra la expansión numérica
y la promoción de organismos y campañas antinatalistas.
- La creciente aparición de actitudes defensivas en países ricos,
Incluso con grave deterioro de ayudas y de solidaridad.- Los efectos secundarios de la superpoblación en regiones
Saturadas: inseguridad, delincuencia, desesperación, etc.
Esta cascada de rasgos podría desglosarse en aspectos particulares. Pero lo que es urgente no es tomar conciencia de la expansión numérica de la humanidad, sino de explorar cuáles son las posturas constructivas de quienes trabajan con los hombres y deben orientarsus criterios para que sus conductas se ajusten al Evangelio.
No es lo mismo educar en un mundo en expansión, como era el antiguo, que en un mundo en saturación, como es el presente. Ni precisa lo mismo un país con natalidad deficiente por pobreza de ideales familiares, que en otro asfixiado por natalidad excesiva, la cual termina atrofiando la misma ilusión familiar.

En la actualidad hay cercade seis mil millones de personas sobre la tierra y cada año se pueden sumar 95 millones más. La ONU calcula que en el año 2.050 habrá entre 7.700 y 11.200 millones de personas en el mundo. A pesar de ello podemos estar de enhorabuena, ya que los dramáticos cálculos de Tomas Malthus hace doscientos años que predecían una catástrofe demográfica -"La capacidad de crecimiento de la población es...
tracking img