Medieval

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 7 (1619 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 15 de enero de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
La obra Fernando VI como protector de las artes y las ciencias (1754) de Antonio González Ruiz (situado el testero oriental del salón de actos de la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando) es una alegoría que representa la protección que ejercieron las monarquías absolutas europeas sobre las sociedades intelectuales, en especial las academias, durante la época de la Ilustración.Academias en Europa: Origen y evolución
Las Academias nacen en la Atenas clásica de la mano de Platón, y no será hasta el renacimiento cuando vuelvan a aparecer (escasa producción científica, labor cooperativa, relación de paridad entre sus miembros). Con el inicio del Siglo XVII, se empiezan a formar las primeras asociaciones intelectuales que con el tiempo, prestaran una alternativa a laactitud anticuada de las viejas universidades, ya que estas seguían sumergidas en una cierta oscuridad teológica. Las academias se convertirían en verdaderas sociedades científicas, al servicio del conocimiento, el progreso y el estado. Sus planteamientos eran difundidos por medio de publicaciones periódicas que generalmente sobrepasaban las fronteras, llegando a un amplio sector intelectual.Estas primeras instituciones surgieron por iniciativa privada, pero pronto recibieron el respaldo de los príncipes y los reyes, desarrollándose de forma intensiva a lo largo del Siglo XVIII.
En Roma hacia 1603 se crea la Accademia dei Lincei, la cual llego a promocionar alguna de las principales publicaciones de Galileo. En Inglaterra empieza a funcionar en 1644 el GreshamCollege (Londres), como una reunión de sabios que intentaban aportar cosas nuevas, en 1662 consiguió el reconocimiento de la corona, estableciéndose como la Royal Society y adquiriendo enseguida un gran prestigio internacional, como foro de intercambio de ideas entre grandes eruditos. Su función era “la de cultivar el conocimiento de la naturaleza y de las artes aplicadas a través de la observacióny la experimentación y promoverlos para salvaguardia y convivencia de la vida humana”.
En Francia en 1666 la Corona fundo la Académie des Sciences de París, patrocinada principalmente por el primer ministro Colbert y encaminada a utilizar la investigación para la puesta en práctica. La academia francesa tenía menos libertad que la Royal Society pero aun así, Paris se convirtió en unimportante foro para las ciencias y otros temas, como la lengua (Académie Francaise en 1695) o la historia. Otro tipo de academias que se desarrollan son las provinciales, generalmente en enclaves importantes. El modelo francés será el ejemplo a seguir por casi toda Europa a la hora de fundar sus academias durante el Siglo XVIII, buscando cada vez más el aspecto útil de esta institucion.La Europa Central estaba recuperándose de los efectos causados por la Guerra de los Treinta Años, por lo que las asociaciones intelectuales formales tardaron más tiempo en desarrollarse, aunque un primer ejemplo es la publicación Leipzig Acta Euriditorum (1682) que serviría como antesala de la fundación de la Academia de Berlín, en 1701 por expreso deseo del príncipe elector de Brandemburgo y acargo de Leibniz. Esta institución comenzó con fuerza llegando a un amplio público gracias a sus publicaciones, aunque durante el régimen de Federico Guillermo I fue dado de lado, en beneficio de otros intereses como la administración o la guerra. No será hasta 1741 cuando resurja la Academia de Berlín de la mano de Federico II y con Euler como presidente.
Con el paso del tiempo lasacademias son cada vez menos exclusivas y aumenta considerablemente el número de miembros, demostrando así el entusiasmo que existía hacia multitud de áreas de conocimiento.
Academias en España: Origen, evolución y funciones
En España el fenómeno académico tiene su origen en el movimiento “novator” y en la Ilustración. Con anterioridad se había utilizado el termino Academia, para los...
tracking img