Medio ambiente

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 54 (13458 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 29 de mayo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Introducción a la Problemática Ambiental

Abundancia sin límites
Por José Carlos Rodríguez

Los precios del petróleo están al alza. Ya ocurrió a comienzos de los setenta, lo que avivó los miedos de que en un breve espacio de tiempo la humanidad se quedara sin el combustible fósil más ampliamente utilizado, así como sin otros recursos naturales. Las previsiones de entonces fracasaronclamorosamente. Hoy, se afirma, la situación es distinta. La incorporación a ritmos inusitados de las economías india y china al industrialismo drenará de recursos el mundo, en un incontrolado crecimiento que, finalmente, llevará al agotamiento de los mismos. La idea es sencilla, intuitiva, casi evidente. El mundo es finito, las materias primas que contiene también, y su consumo tiene que llegar,forzosamente, a un fin. Tan sencillo como eso; tan claro, que negar que los recursos son limitados parece la idea de alguien que está dispuesto a negar lo evidente, a afirmar la mayor paradoja (los recursos limitados son ilimitados) sin ninguna responsabilidad intelectual o con algún oscuro interés político. Pero un conocimiento adecuado de la teoría económica y la recopilación de los datos más relevanteshacen ver no solo que no es inevitable ni inminente ninguna escasez de materias primas, sino que las mismas son potencialmente ilimitadas[1]. Lo que parece más extraño de todo esto es que han sido los economistas, los que se dedican a estudiar la ciencia de la escasez y más inciden en ella, quienes han puesto de manifiesto lo errado de la teoría de los recursos agotables. Cómo es posible resolverestas aparentes paradojas será el objeto de estudio de este artículo.

Un primer análisis El estudio de las materias primas se ha hecho desde dos puntos de vista. Uno de ellos técnico, ingenieril, geológico, y el otro económico. En realidad el primero ha utilizado los instrumentos de las ciencias físicas, pero aplicándolos a la relación entre las materias primas y el hombre en sociedad,mientras que el segundo se ha valido desde el comienzo del análisis económico, con un cierto apoyo en la geología sólo instrumental, y no esencial. El primero, como en seguida veremos, constituye una aplicación espuria del método científico, porque utiliza técnicas que no son adecuadas al objeto de estudio. Conceptúa los recursos en su aspecto físico, o acaso en un aspecto instrumental “histórico”,tomando como dato el uso actual de los mismos. Pero no llega a la concepción económica de los mismos, que los ve como medios para los cambiantes, creativos fines del hombre. En cuanto rebasamos el ámbito físico y consideramos los fines, las ambiciones del hombre, hemos

1/26

Introducción a la Problemática Ambiental

entrado en otro ámbito, que necesita de un estudio sistemático y formal de lasacciones humanas, el de la praxeología[2]. A este respecto conviene citar a Ludwig von Mises:
“La praxeología no se ocupa propiamente del mundo exterior, sino de la conducta del hombre al enfrentarse con él; el universo físico per se no interesa a nuestra ciencia; lo que ésta pretende es analizar la consciente reacción del hombre ante las realidades objetivas. La teoría económica no trata sobrecosas y objetos materiales; trata de los hombres, sus apreciaciones y, consecuentemente, las acciones humanas de que aquéllas derivan. Los bienes, la riqueza y todas las demás nociones de conducta no son elementos de la naturaleza sino elementos de la mente y de la conducta humana. Quien desee entrar en este segundo universo debe olvidarse del mundo exterior, centrando su atención en lo quesignifican las acciones que persiguen los hombres” [3].

Quienes afirman el fin sin remedio de los recursos han deseado “entrar en el segundo universo” de las ideas, valoraciones, acciones humanas, pero sin dar el paso de olvidarse de las categorías del primero. El mundo de los bienes no lo constituye toda la tierra, sino sólo la parte de ésta que el hombre incorpora a su dominio. Los hombres...
tracking img