Mexico y su marcha

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 19 (4690 palabras )
  • Descarga(s) : 4
  • Publicado : 18 de abril de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
[pic]
Lorenzo Meyer

MEXICO Y SU LARGA MARCHA A TRAVES DE LOS SISTEMAS POLITICOS

México ya ha
tenido que pagar
varias veces el
alto precio del
cambio de régimen
por medio de
soluciones
violentas, pero
no estamos
obligados a
repetir esa
triste historia
en este
final del siglo XX.Llegar tarde

En "Notas sobre la inteligencia americana" de septiembre de 1936, Alfonso Reyes señaló que una de las grandes tragedias de la América Latina, y por tanto de México, era que había llegado tarde "al banquete de la civilización europea" (i). El contexto del ensayo dejaba claro que para Reyes ese banquete civilizador incluía, entre otras cosas, a lasinstituciones políticas democráticas y sus efectos benéficos sobre la calidad de la vida del individuo y la comunidad.
La mejor relación política entre los miembros de una sociedad, en particular entre gobernantes y gobernados, es aquella que se encuadra dentro de un Estado de Derecho efectivo -elemento central de una convivencia armónica y civilizada. Para existir, el Estado de Derecho democráticorequiere que nadie, pero en particular los gobernantes, se encuentre sistemáticamente por encima de la ley, que esa ley tenga como base una constitución y una efectiva separación de poderes (2). Desde esta perspectiva, el problema central del sistema político mexicano actual reside justamente en la enorme brecha que separa a las normas jurídicas de su práctica real, que es otra manera de definirla ausencia de un Estado de Derecho y, por tanto, de una real práctica democrática. Hasta ahora, y desde hace mucho, la sociedad mexicana no ha podido encontrar la forma efectiva de pedirle cuentas, de exigirle responsabilidades a sus élites políticas, pues los mecanismos políticos le han permitido por mucho al grupo gobernante, ejercer el poder siguiendo unas reglas que se contraponensistemáticamente a las normas legales. Sin la institucionalización del respeto a la ley, el abuso del poder y la corrupción se vuelven un hecho cotidiano y uno de los mayor obstáculos para acceder al banquete de la civilización.

Los estándares de civilización y modernidad que hoy tienen sentido para México son los occidentales- esos que impusieron a partir del siglo XV los grandes estados nacionaleseuropeos a otras ciudades mediante sus victorias militares. México, por su peculiar herencia colonial -la de ser una sociedad original pero derrotada y conquistada por Europa- , por su estructura social y por sus enormes divisiones económicas, raciales y culturales, simplemente no estuvo en condiciones de participar por derecho propio en la llamada primera ola democrática que surgió en Europa yEstados Unidos y se extendió a otras regiones del planeta. Ese impulso democrático surge como resultado de las revoluciones norteamericana y francesa y se desparramó al término de las guerras napoleónicas. Según Samuel P. Huntington, este primer torbellino democratizador duró un siglo y concluyó cuando empezó a tomar forma una tendencia contraria: la totalitaria y autoritaria, que emergió en laUnión Soviética, en la Italia fascista y en la Alemania nacionalsocialista (3). Para entonces, los años veinte de nuestro siglo, México era formalmente una república democrática, pero en realidad acababa de concluir una terrible guerra civil, dejaba atrás una larga dictadura personal -la de Porfirio Díaz- y estaba entrando en una etapa distinta, pero tampoco tenía nada que ver con las formaspolíticas democráticas sino con la construcción de un sistema de partido de Estado, producto de la gran Revolución Mexicana (1910-1920). De esta manera, y casi sin haber experimentado los efectos benéficos de la ola democratizadora original, México se insertó, de manera discreta pero con toda naturalidad, en la tendencia antidemocrática de la época, pues para 1929 había echado los cimientos de lo...
tracking img