Mi dulce compañia

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 6 (1423 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 26 de febrero de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
EL DINERO Y LOS VALORES MORALES: UNA LECCION DE VIDA

La pobreza y la opresión son casi tan antiguas como la humanidad. Los pobres del mundo se encuentran en una situación desesperada, miles de millones de personas viven en extrema pobreza, y más de la mitad de estas pasan hambre todos los días. Algo que contribuye al problema es el desempleo. El analfabetismo, que desde luego agrava elproblema, afecta actualmente a millones de personas. Y es que estas cifras no están en vías de disminuir; cientos de niños en edad escolar no asisten a la escuela.

“La pobreza tiene un defecto: incita al hombre a cometer malas acciones” Eurìpides

Y es justamente, el aspecto más relevante de la obra “Dulce Compañía”, título que nos permite vislumbrar la temática de su contenido, que transcurreentre el ambiente religioso y el romántico, su autora y protagonista va tras la búsqueda inconsciente de “alguien” que para ella sea su dulce compañía . La informalidad del estilo le da a la historia una exquisita narración, teniendo en cuenta que su mayor atracción se deriva del romance, la ficción y la realidad social, que entraña la génesis de esta historia, que no es otra que la misma que adiario recorren nuestras ciudades.

Siendo una radiografía de miles de niños que son usufructuados por mayores, quienes avidos de interés y faltos de honradez juegan con la sensibilidad, la ingenuidad y la fe de personas que incansablemente van de tras de aquello que les representa lo divino y lo sagrado.
Esta lucha de subsistencia se convierte en una competencia desmedida, competenciaque no toma en cuenta edades, creencias, o culturas, simplemente es eso una competencia a muerte.
Hasta el mismo escenario, el Barrio Galilea es hábilmente representado como muchos otros, un sendero de tierra endurecida que se convierte en barro al llegar las lluvias. Tan estrecha que por ella no puede transitar ningún automóvil. Tampoco se encontrará en ella una comisaría de policía, un parquede bomberos o un centro de salud. No hay tendido de cables eléctricos ni telefónicos. Tampoco hay conductos de alcantarillado ni cañerías de agua.
La barriada es un hervidero de gente en el que se oye un constante vocerío. Las conversaciones se entremezclan con risas, discusiones, llantos y canciones. Unos hombres vestidos con túnicas blancas conversan sentados en largos bancos. A las mujeres selas ve moviendo el arroz humeante que se cuece en ollas sobre fuegos de leña. Hay niños por todas partes: jugando, durmiendo, trabajando, hablando o vendiendo. La mayoría de esos niños, nunca irán a un parque zoológico, ni montarán en bicicleta, ni verán una escuela por dentro.
En este país, como en muchos otros, la esperanza media de vida es de solo cuarenta y dos años, aun cuando muchos muerenaun más jóvenes. Además, si vive lo suficiente, la probabilidad de que muera durante un embarazo o el parto será mucho mayor que la de una mujer que viva en un país desarrollado: ciento cincuenta veces mayor.
Centenares de millones de personas viven en este tipo de insalubres barriadas hacinadas que se extienden rápidamente. Millones de personas viven apiñadas en las ciudades de los países envías de desarrollo, y anualmente se les suman otros.

¿Dispone su hogar de cierta intimidad, de agua corriente y de un retrete? ¿Cuenta con un servicio de recogida de basura? Centenares de millones de personas de los países en vías de desarrollo carecen de estas cosas.
Las zonas pobres de muchas ciudades están tan atestadas de gente que es normal que familias de 10 miembros compartan una solahabitación. Con frecuencia cada persona dispone de menos de un metro cuadrado de espacio vital.
Definitivamente las dificultades que atraviesan los pobres que viven en las ciudades varían de un lugar a otro. Pero hay tres factores que son casi universales. El primero es que sus viviendas no son únicamente incómodas, son peligrosas. Las condiciones de hacinamiento en las zonas urbanas pobres...
tracking img