Miguel serrano y hitler

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 6 (1353 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 4 de mayo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Miguel Serrano, simplemente GENIAL

Miguel Serrano (1917-2009) fue un escritor, político y diplomático chileno. Pertenece a la generación literaria de 1938. A pesar de ser sobrino del poeta Vicente Huidobro, se independizó de la influencia que éste ejerciera sobre muchos jóvenes de la época. Fue el creador de un surrealismo mitológico expresado a través de una “prosa poética” de resonanciasmíticas. Auto declarado nacionalsocialista y defensor de la figura de Adolf Hitler, posteriormente se convertiría en uno de las más conocidas figuras del llamado nazismo chileno, mediante sus peculiares obras sobre “misticismo nazi”, siendo uno de los exponentes más conocidos en el nacimiento del extraño hitlerismo esotérico.

Serrano actuó como embajador de Chile en la India, la desaparecidaYugoslavia y Austria. Es muy conocida su íntima amistad con el actual Dalai-Lama y con personalidades ya fallecidas como los escritores Hermann Hesse y Carl Gustav Jung, el poeta Ezra Pound, Indira Gandhi y el general de la Waffen SS, Léon Degrelle.

No pocos prejuicios envuelven la figura de Miguel Serrano, ya que mantuvo, absolutamente intacta, su incondicional adhesión al
Nacionalsocialismo a lolargo de toda su vida. Esto, junto a sus intrincadas teorías esotéricas, donde misticismo, magia y realidad confunden sus límites, y una personal interpretación de la historia y los mitos indoeuropeos, lo han convertido en todo un personaje: polémico en sus opiniones, y atípico como escritor.

Miguel Serrano fue además uno de los primeros civiles en visitar la Antártica, en 1948, con el objetivode encontrar la entrada al "mundo interior", de cuya existencia estaba absolutamente convencido.

Entre toda la bibliografía de Serrano, me llaman principalmente la atención sus libros que tratan el tema del nacionalsocialismo, pero desde un punto de vista místico, como lo son por ejemplo la trilogía del “hitlerismo esotérico”, compuesta de los libros: “El Cordón Dorado: Hitlerismo Esotérico”,“Adolf Hitler, el Último Avatara” y “Manú, por el hombre que vendrá”. En estos libros se demuestra claramente la peculiar visión de Serrano sobre Hitler, llegando a mistificarlo por completo. Para comprender a cabalidad el hitlerismo esotérico de Serrano, analizaremos un extracto del primer libro de su trilogía esotérica, donde se hace una especie de descripción del Führer alemán Adolf Hitler.“Adolf Hitler es uno de los personajes más extraños de la historia conocida sobre la tierra. Si sobre Jesús se ha dudado que alguna vez haya nacido, sobre Hitler hay dudas de su muerte. Si del primero no existen testimonios históricos comprobados, fuera de la leyenda evangélica, que, de un modo u otro se encuentra dentro del grandioso edificio construido por Pablo, quien nunca le viera en 'carne yhuesos', sobre Hitler existen testimonios aún vivos de quienes le observaron y tocaron. Además, hay millones que pudieron contemplarle en el cine, admirándose de su extrañísima apariencia, de su imagen desconectada, como de otro planeta.

Durante mis diez años en India, vi yogas, místicos, magos, hombres fuera de lo corriente, pero todos ellos semejaban a los humanos. Aún mi Maestro era 'humano,demasiado humano'. Hitler no. Era sobrehumano, o inhumano. No era de aquí. Mi primera impresión la tuve hace muchos años, al encontrarme de pronto, en una vitrina de una calle céntrica de Santiago, con una foto de Hitler. Llevaba capa y su actitud era tan poco natural, más bien ridícula, con una mirada intensa, como tratando de impresionar a alguien, a un mundo desconocido, extraño a él. Teníabigotillo pegado sobre el labio superior y las manos se crispaban una encima de la otra; tieso, como palo de escoba, para usar la expresión de C.G. Jung, quien le comparaba a un espantapájaros. Mi primera impresión fue así, de rechazo, desagradable y risible. De seguro, como la habría experimentado Pablo si en su caso hubiese existido la imagen, si también le hubiera visto. Después, todo cambia,...
tracking img