¿Mis ancestros eran monos?

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 7 (1508 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 24 de mayo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Breve ensayo sobre el hombre de las cavernas.

La curiosidad es un rasgo muy distintivo de la naturaleza del hombre, y en algún punto de la historia de la humanidad se formuló la filosófica pregunta: “¿Cuál es el origen de la vida?” Para empezar con los intentos de satisfacer aquel cuestionamiento apelamos a las creencias mágicas o a la fe religiosa, es decir, enhebramos a un ser o seres supremosla razón de nuestra existencia. Simple, ¿no es cierto? Aunque esta explicación deriva nuevos misterios, con ella le bastó a los primeros pobladores. Después de todo, ¿cómo se suponía que iban a averiguarlo?
Hace unos siglos, en la prometedora época de la Ilustración, se retoma el tema; los ingeniosos vuelven a estudiar más a fondo el nacimiento de la vida en la tierra, cuándo y de qué manerasurgió. Cualquier científico, para llegar a conclusiones válidas, suele respaldarse con bases convincentes: hipótesis y experimentación. Estas dos cosas sirven para dar credibilidad a las aseveraciones de todo investigador. Por ello, cuando la ciencia nos notifica nuevos detalles acerca del origen del hombre –por mencionar a la especie de mayor interés– guardamos el escepticismo y tendemos a creer enla teoría darwinista.
A partir del año 1859 en que Charles R. Darwin publicó su libro El Origen de las Especies, el cual examinaba la evolución de organismos primitivos a través de un proceso de selección natural, fue vituperado por grandes masas de la fe cristiana. ¡Y con razón! La idea de un ancestro con apariencia de simio no fue precisamente acogida con beneplácito porque las sagradasescrituras predican que el hombre es creado primordialmente a imagen de Dios (y no de un homínido subdesarrollado). Sin embargo, en la actualidad la teoría de Darwin tiene muchos seguidores.
A estas alturas yo me pregunto: ¿realmente nos interesa conocer al hombre de hace tantos cientos de millones de años, fuera como fuera? Bien, imaginaremos que sí. A la mayoría no le importa comparar la distanciaabismal entre el hombre prehistórico y el contemporáneo. Es aceptable. Pero podemos aventurarnos al menos por mera curiosidad.

Acerca de los cara de chango
Huesos antiquísimos enterrados en el olvido han sido devueltos a la luz y hoy nos revelan porciones de información acerca del hombre de las cavernas. Tras analizar escrupulosamente estas huellas del pasado, halladas en África, llegamos a unaaproximación de la anatomía de aquel Australopithecus afarensis. Su hábitat eran las estepas de clima cálido y vivía al lado de sus homónimos, pues la sociedad desempeñaba un papel crítico para sobrevivir. El afarensis caminaba en dos extremidades y por ello ganaba ventajas ante la fauna. Estar erguido aumenta el campo de visión y la estatura. Estas cualidades resultan útiles en la crianza de bebésporque una madre alerta puede vislumbrar el peligro con antelación y proteger a sus hijos. Recordemos que en los pastizales africanos la cacería nunca cesa.
Este modelo antiguo del hombre se distribuía en varios bandos a lo largo del valle, cerca de los ríos. Sus relaciones eran simples –por así decirlo–, se acicalaban mutuamente, administraban el botín de sus presas de forma equitativa y engeneral dependían los unos de los otros. Pero cruzando al lado agresivo de su pequeña organización, tenemos que su comportamiento salvaje con frecuencia estaba motivado por el poder. No me hubiera gustado interponerme durante sus episodios bélicos, en los cuales la lucha a gran escala por el liderazgo culminaba en el derramamiento de sangre. Sometidos por el frenesí arrojaban piedras y demás objetos.Pasaron decenas de miles de años. El mundo cambió. Masas retorcidas de roca subterránea emergieron paulatinamente y ahora son el monte Himalaya. Año tras año los casquetes polares crecieron y las plantas foráneas, como el césped, dominaron numerosos terrenos. Probablemente la comida es la clave de la diversidad del hombre simio, hablando de una diversidad simultánea. En este punto clasificamos...
tracking img