N8 analisis

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 8 (1996 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 27 de abril de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
N8
Análisis
Abandona toda esperanza tú que entras aquí. Abandona toda esperanza si crees que el Nokia N8 es un competidor directo de terminales como el HTC Desire HD, el Samsung Galaxy S o el iPhone 4, porque no lo es (ni, probáblemente, lo quiera ser). Abandona también la esperanza si eres de esos que adoran Nokia, se pasaron a Android y esperan que el N8 les devuelva la fé en Symbian. Noencontrarás nada de eso aquí.
Desde su primera aparición, el Nokia N8 ha despertado muchas expectativas, quizá demasiadas. El cambio de diseño, las interesantes características técnicas, comentadas ya hasta la saciedad, y el debut de Symbian 3 han hecho correr ríos de tinta sobre las posibilidades del nuevo buque insignia de la compañía Finlandesa.
Tras una semana larga de uso, nos queda laagridulce sensación de que el Nokia N8 es un gran teléfono que podría haber llegado mucho más lejos si no fuera por el lastre de un sistema operativo que no se merece. Indudáblemente, el N8 tendrá su público, pero dudamos mucho que ese público provenga de usuarios muy avanzados o de otros sistemas operativos que no sean Symbian.
La experiencia con Symbian 3
Hace poco hablábamos de la valentía deMicrosoft a la hora de hacer borrón y cuenta nueva con su Windows Phone 7. El caso de Symbian 3 es precisamente el contrario, aunque hay que decir en su defensa que el predecesor de Windows Phone 7 (Windows Mobile 6.5) era un horror de sistema operativo en algunos terminales, mientras que el predecesor de Symbian 3 (Symbian S60) es estable y ofrece una experiencia de uso homogénea en todos los teléfonosque lo llevan.

En este sentido, la apuesta de Nokia ha sido conservadora. La compañía ha introducido abundantes mejoras en esta nueva versión para evitar las críticas que sufrió con el N97. El problema es que buena parte de estas mejoras son internas y al usuario medio apenas va a encontrar diferencias estéticas con la serie S60. Casi podría decirse que ese estilo Delorean de la carcasa, conla cámara sobresaliendo, es un preludio del regreso a los años 90 que experimentamos al volver a pulsar los iconos de Nokia de toda la vida. Ni que decir tiene que esto es maravilloso para los usuarios de Symbian que buscan algo más, pero no tanto para los que han probado IOS, Android o el propio Windows Phone y esperaban cambios más espectaculares.
La novedad más evidente de Symbian 3 es laincorporación de tres escritorios en los que podemos ubicar los widgets, aplicaciones y accesos a programas sobre una retícula predeterminada. El sistema también incorpora soporte multitáctil y menús contextuales desplegables. Quizá sea cosa de la primera versión, pero una de mis mayores frustraciones con el terminal ha sido la lentitud de los menús, muy patente si la comparamos con la presteza de uniPhone 4 o un Android de gama alta. Los escritorios, que es donde más se nota, se deslizan con un mínimo pero exasperante retardo, sensación agravada por la pantalla táctil, cuya sensibilidad no es tan alta como otras del mercado y que obliga casi a ‘apretar’ un poco, aunque sea capacitiva.
Curiosamente, el N8 no es, para nada, un terminal lento a nivel interno. Enfrentado a un Nexus One y a unSamsung Galaxy S, es capaz de abrir cada una de las aplicaciones a la misma velocidad o incluso más rápido. Quizá la velocidad de los menús sea tan sólo una cuestión de estilo y servidor esté sacando las cosas de quicio.

Otro detalle a tener en cuenta en el N8 es que Symbian 3 es un software altamente configurable, pero a veces poco intuitivo. Esto es especialmente apreciable en temas como laconectividad, donde el teléfono nos pregunta una y otra vez la configuración de los distintos puntos de acceso para cada una de las aplicaciones. Si buscas una experiencia cerrada y fácil como la de un iPhone 4, el N8 puede llegar a resultarte irritante. El reverso de esta moneda es que, buceando en la configuración, hay pocas opciones que no sean susceptibles de cambiarse a nuestro antojo sin...
tracking img