Negocios internacionales

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 4 (789 palabras )
  • Descarga(s) : 7
  • Publicado : 26 de agosto de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Las diez familias

[pic]

Para empezar, son más de ocho o diez.
Ese cable de la agencia española de noticias, Efe, fechado en Barcelona, atribuía al Comisionado Internacional Contra la Impunidaden Guatemala (CICIG) unas declaraciones tan comunes y tan corrientes que cuesta entender por qué causaron tanta polémica en el país. Muy de vez en cuando alguien se pronuncia de esa manera fronteraadentro. Ni siquiera lo hace el propio Carlos Castresana.

¿Pero es que acaso hay algo de controversial en sus palabras? A ver. Que los partidos políticos no tienen verdadera convicción en el combatea la impunidad en Guatemala es algo tan cierto que hasta risa da que alguien procure negarlo. Vean si no la de ruegos y peticiones que se necesita hacer a los diputados al Congreso para conseguir suvoto favorable a las 11 iniciativas de ley que se encuentran hasta ahora estancadas . No se diga más.
¿Qué los poderes del Estado se hacen los remolones respecto al mismo tema? Ay Dios. Nos ha tomadola mar y sus conchas que el Gobierno construya una cárcel para aislar a los reos que ordenan las extorsiones y las ejecuciones desde la prisión. En cambio, el reparto de bolsas solidarias se cumplesin falta. Para eso hay más voluntad.

Pero el tema que en verdad desata todas las pasiones se refiere a la supuesta mención (supuesta, digo, porque luego ha habido un desmentido de lasdeclaraciones) respecto a que diez familias de origen criollo son dueñas del país, carecen de convicción respecto a la necesidad de establecer un sistema real de justicia y que forman parte de un status quocorrupto. Ahí se arma la de Cristo.
Todo el mundo quiere saber de qué diez familias habla (como si fuera tan difícil establecer a qué grupos empresariales se les identifica como el G-8), y la mitad más unose apresura a atribuirle a este conjunto todos los males de Guatemala. En nuestra sencilla idiosincrasia, teísta hasta los tuétanos, siempre tiene que haber un villano supremo, responsable de todas...
tracking img