Negocios

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 11 (2736 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 1 de diciembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
EL LEASING FINANCIERO. En cuanto a su sustancia.

Algunas Hipótesis: ESTO ENGLOBADO DENTRO DE LA PARTE DOCTRINARIA DE LA DESCRIPCIÓN DEL PROBLEMA. EN CUANTO A SU NATURALEZA Y COMÚN USO DE ESTE CONTRATO. El llamado contrato de “arrendamiento financiero” es uno de naturaleza compleja, que constituye el resultado de la fusión de elementos propios de otros contratos o modalidades contractuales. Nose trata de un simple arrendamiento de bienes con opción de compra. En efecto, este contrato nace como resultado de la obligación que asume el locador de adquirir determinados bienes de capital, maquinaria, equipos o inmuebles, de acuerdo con los requerimientos formulados por el arrendatario. Este, a su turno, se obliga a usar esos bienes durante un plazo determinado, a cambio de unacontraprestación. Por último, vencido el plazo en cuestión, el arrendatario puede adquirir los bienes a valor residual, haciendo efectiva la opción de compra de la que es titular, devolverlos al locador o acordar con éste la continuación del uso de los bienes en términos distintos, considerando que el valor de dichos bienes se encuentra ya amortizado para el locador. Todas estas etapas constituyen una unidadinescindible. Como expresa el Tribunal Supremo Español, en su sentencia de 3 de julio de 1941, “el negocio unitario complejo surge cuando entre sus partes existe una soldadura tan íntima que sería inútil pretender que se mantuviera su sustancia jurídica separando sus elementos componentes”.

¿Se trata entonces de un contrato de naturaleza civil o mercantil?. Es obvio que la línea divisoria entreestos dos campos se difumina cada día más, a tal punto que los contratos de compraventa, permuta, mutuo, depósito y fianza de naturaleza mercantil fueron unificados en su tratamiento legislativo por el artículo 2112 del Código Civil de 1984, quedando derogados los artículos respectivos del Código de Comercio. En lo que respecta al contrato de arrendamiento financiero, éste es un contrato mercantilporque así lo establece la legislación especial, aunque su naturaleza como tal es permanentemente discutible.

A este respecto, como expone CARDENAS QUIROZ, Carlos ; compartimos plenamente la opinión de Garrigues al señalar que: “No es fácil justificar desde el punto de vista legislativo la distinción entre contrato mercantil y contrato civil. En fin de cuentas, el concepto de contratomercantil vuelve a plantear el concepto de acto de comercio y de la distinción entre acto de comercio y acto civil. Es el conocido criterio de la calificación automática”1. Prosigue señalando el mencionado autor que: “Si, prescindiendo del criterio automático de la inclusión en el Código de comercio, queremos definir el contrato mercantil atendiendo a su naturaleza específica, diríamos que es el contratoque se produce en el ejercicio de una empresa mercantil. Contrato mercantil y contrato de empresa son términos equivalentes. Por ello, la realidad económica del contrato mercantil subsiste aun en aquellos ordenamientos legislativos, como es el italiano, donde ha desaparecido el C. de C. como Código independiente”(19). La opinión de Garrigues es válida cuando ambas partes contratantes sonempresas. Empero si una de las partes es una persona natural, es perfectamente aplicable al contrato de arrendamiento financiero la observación que plantea De la Puente y Lavalle cuando analiza la fusión de la compraventa civil y mercantil: “Es de todos conocida la dificultad que surge para solucionar el conflicto entre el Derecho Civil y el Derecho Mercantil tratándose de la compraventa mixta, o seaaquella en que una de las partes busca una finalidad mercantil y la otra una civil, como ocurre en las operaciones bancarias de venta de valores que son mercantiles para el banco pero no para el cliente, o en las ventas en tiendas que son mercantil desde el punto de vista del comerciante pero no desde el del consumidor. Si no se quiere recurrir al absurdo jurídico de partir en dos el contrato de...
tracking img