Notas

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 10 (2397 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 28 de agosto de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
Érase una vez una isla donde vivían los sentimientos: entre ellos, la Alegría, la Tristeza, el Conocimiento, el Amor, etc.
Un día les avisaron que la isla estaba por hundirse y desaparecer, y que debían partir de inmediato.
Entonces, todos prepararon sus barcos y partieron.
Pero el Amor quiso perseverar hasta el último momento.
Cuando la isla estaba por hundirse en el mar, el Amor decidiópedir ayuda. Entonces vio el gran barco de la Ganancia que pasaba muy cerca. El Amor le dijo: “Ganancia, ¿me puedes llevar contigo?” “No, no puedo, hay mucho oro y plata en mi barco y, por tanto, no hay lugar para ti.” El Amor siguió con su búsqueda y entonces vio a la Vanidad, que también pasaba en una bella embarcación: “Vanidad, por favor ayúdame”. “No puedo ayudarte, Amor, estás mojado y esopuede arruinar mi barco”, respondió la Vanidad.
Entonces el Amor se dirigió a la Tristeza. “Tristeza, déjame ir contigo.” “Ah… Amor, estoy tan triste, que necesito estar sola.” La Alegría también estaba cerca, pero estaba tan contenta que ni siquiera notó la presencia del Amor. De repente, se escuchó una voz: “Ven, yo te llevo”. Era un anciano. El Amor se sintió tan bendecido y jubiloso que olvidó depreguntar el nombre del anciano. Cuando llegaron a tierra firme, el anciano siguió su camino. El Amor percibió cuánto le debía a este anciano y preguntó a otro anciano, el Conocimiento: “¿Quién me ayudó?” El Conocimiento le respondió: “El Tiempo, era el Tiempo”. “¿Tiempo?”, preguntó el Amor, “¿por qué me ayudo el Tiempo?”.
El Conocimiento sonrió con profunda sabiduría y respondió: “Porque sóloel Tiempo es capaz de comprender la importancia del Amor”.

Había una vez un hombre que todo olvidaba.
Cada mañana cuando se levantaba, no conseguía recordar dónde había dejado las cosas la noche anterior. Una noche, tuvo una idea:
Tomó un lápiz y una hoja de papel y, a medida que se desvestía, escribía el lugar exacto donde dejaba sus ropas.
Entonces,, a la mañana siguiente, cuando sedespertó, tomó la hoja y leyó la lista: “Mi sombrero está sobre la cómoda”.
Fue hasta allí y lo encontró.
Volvió a leer su hoja, donde estaba escrito: “Mis pantalones están en la silla”, y así que fue hasta la silla y allí estaban. Los vistió y marcó su lista con una palomita.
Volvió a leer: “Mi camisa está sobre la mesa”; y, en efecto, allí estaba. De nuevo leyó su hoja: “Mis zapatos y mis calcetinesestán debajo de la cama”. Miro y, para su tranquilidad, allí estaban.
Así continuó, hasta quedar vestido por completo.
Entonces, se miró al espejo y pensó:
“Bien, todo está en su lugar, ya encontré todo. Pero, ahora ¿dónde estoy yo?”
Sólo entonces comenzó su verdadera búsqueda.

Ésta es una historia que sucedió en un hogar donde vivían ancianos y personas sin recursos, la mayoría de ellosbastante enfermos. En el último piso de este edificio había un cuarto especial porque los que habitaban allí, debido a su edad o enfermedades, no podían moverse. Cada uno de ellos vivía, literalmente, en su cama.
Una de las características de la habitación que tenía una sola ventana frente a la cual apenas cabía una sola cama, quien la ocupaba era un hombre simpático y alegre, un hombre a quientodos envidiaban por estar frente a la única ventana. Todas las mañanas, cuando se despertaba, él miraba a través de la ventana y relataba a sus compañeros todo lo que veía. A veces, él contaba: “Hoy llueve, pero igual el niño está camino a la escuela con su abuelito. Pero, fíjense, el paraguas se dobló y los dos quedaron empapados. Bueno, lo peor que puede pasarles es que se resfríen”. Y todos reíany reían: el hombre contagiaba con su risa a todos en el cuarto y lograba que pasaran felices el tiempo.
Otra mañana, él les decía: “! Hoy es un día radiante! El sol brilla, los niños juegan y hay una banda de música”, y así hacía que todos, de alguna manera, sintieran esa música y el calor del sol. En otras ocasiones les relataba una pelea entre vecinas o acerca de una pareja que caminaba...
tracking img