Nuestro amor

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 6 (1328 palabras )
  • Descarga(s) : 25
  • Publicado : 17 de marzo de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Nuestro amor.
Jamás imagine que encontraría al hombre de mis sueños, a ese que te hace soñar con cada palabra que sale de su boca, ese que con solo mirarte hace latir tu corazón como un motor.
Si, desde el primer instante, desde la primera mirada, las primeras palabras que cruzamos fueron suficientes para saber que todo lo que un día busqué desesperadamente estaba frente a mí.
Su mirada y susonrisa, de verdad era lo que me enloquecía. Recuerdo haber cruzado miradas con él unos meses atrás, recuerdo también decir "Quiero que sea para mí" pero siempre bajaba de mi nube con esa enorme decepción de que las cosas no siempre son como quieres y que ese hombre era verdaderamente inalcanzable.
Era realmente perfecto físicamente, nada extravagante para los demás, pero para mí, lo máshermoso que mis ojos hayan podido ver. Sus ojos cafés, cabello rubio. Ese poder de sacarme una sonrisa con solo mirarme. Me miraste de una manera especial e hiciste que mi corazón latiera tan fuerte que hasta miedo sentí que saliera de mi pecho.
Fue mágico, esa noche la luna se encendió y jamás pensé que sería el comienzo de nuestro amor. Hace ya casi un año desde que sucedió y aún puedo recordarlocomo si hubiese sido ayer. Pero como siempre "Nada es perfecto" Había un obstáculo entre nosotros. La distancia… Si, quizás muchos piensen que el amor a distancia es de tontos, pero él y yo estábamos tan seguros de nuestro amor, que nadie podía derrumbarlo.
Recuerdo siempre fui tímida por miedo a sufrir como lo hice veces anteriores. Pero sentía que no podía más, mi amor crecía en cada segundo quepasaba y necesitaba demostrarlo. Una noche, en el largo verano que pasaría junto a él, para luego volver a casa, nos encontrábamos en la piscina, bajo la luna y las estrellas, hablábamos de su vida y de la mía. Yo acababa de cumplir 15 años, y fue un regalo hermoso que me invitara a bailar el vals bajo la luna.
Fue solo un instante y sentí que duro toda una eternidad, entre sus brazos me cubríadel frió y reposaba mi cabeza en su hombro. Solos él y yo, hundidos en una hermosa melodía que el tarareaba, en un instante sentí como el tiempo se detuvo y la melodía desapareció, nos miramos fijamente y unimos nuestros labios en un beso de amor, ese beso en el que sientes que nadie más existe, que no hay nadie que pueda destruir ese hermoso momento.
Así fue nuestro primer beso, nuestrocomienzo, el inicio de nuestra hermosa historia de amor. Ese día me di cuenta que estaba profundamente enamorada, que amaba como jamás lo hice.
Que por primera ves me sentía plena, estaba enamorada y era correspondida, pero jamás imaginé que las cosas se pondrían difíciles y que nuestro amor era el único que podía salvar nuestra relación.
Los problemas comenzaron a surgir, la gente trataba de opinaracerca de nosotros, intentando separarnos, dos semanas de inmensa tortura me llevaron a hablarle y explicarle el miedo que había dentro de mi, el miedo de separarnos y que lo nuestro se convirtiera en algo pasajero.
Pensé mucho antes de hablarle, lloré una y mil veces, todos intentaban hacerme creer que fue un error besarlo, que fue un error amarlo, que fue un error que mi corazón se enamorara.Mis amigos me abandonaron y a él lo sentía muy distante, mi corazón se estaba partiendo en mil pedacitos y decidí ponerle fin a todo ese dolor.
Con mi corazón roto volví a casa, intenté seguir como si nunca nada hubiese pasado, pero ¿cómo le explicas a un corazón enamorado y herido que sin el puede seguir? Me alejé de todo, y así estuve un mes hundida en depresión y alejada de todo.
Un díadecidí revisar mis correos, pues tenía mucho tiempo que no lo hacia por miedo a encontrarme a mi príncipe en línea. Estuve bastante rato frente al monitor y todo bien, cuando decidí levantarme, apareció una ventanilla que avisaba que “él” había iniciado sesión.
Mi corazón comenzó a latir tan fuerte como aquella vez que lo conocí. Traté de mantener la calma pero el dolor aparecía nuevamente, si...
tracking img