Opio en las nubes y la otra ciudad

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 7 (1527 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 10 de noviembre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Opio en las nubes o el viaje a la otra ciudad.
Por: Bluexpectro@yahoo.com

Una ciudad alucinada, una ciudad rota por la noche por la soledad, la muerte, la lluvia, la desolación. Opio en las Nubes dibuja una Bogotá con otras realidades posibles, pero lejos de las utopías, emerge en las sombras de la noche y la depresión de las tardes de domingo como una ciudad distópica. El mar y el malecónse trenzan en un juego simbólico donde la jungla de asfalto tiene oleajes, oleajes de humo de cigarrillo, de olores a bares, a whisky, a rock, a prisión y viaje con LSD.

La ciudad undergorund, la otra ciudad, la que palpita en las calles anegadas de sombra y peligro, surge cuando los seres apolíneos retornan a sus hogares. El abrazo de los hijos, el olor a calma, el aroma del café en la tetera,las noticias en la televisión, las novelas y finalmente la inmersión en el sueño, el tibio sueño en la núbe de las sábanas con olor a limpio, olor a hogar. Pero al otro lado, mientras tanto, la ciudad dionisiaca inicia su alucinante vida como si se tratara de la parte oscura que juega su papel vital en la dialéctica de la humanidad como si se tratara de un reflejo de la eterna lucha entre el bieny el mal.

Las migraciones de la noche inundan lugares de encuentro, los bares, los parques, las calles son pobladas por tribus que han esperado la noche porque es su medio, es el medio que tolera pero que también oculta, es un medio más íntimo, es el lugar para el imperio de los sentidos. Opio en las Nubes, es la ciudad gobernada por Dionisos, la ciudad despolitizada, sin proyectos a largoplazo, sólo el presente importa, sólo el momento para anegarse de rock, de humo, sudor y vómito.

Pero la vida que sólo transcurre en el presente, la que no tiene proyectos y sólo se deleita en la exaltación de los sensible, también tiene sus propios lobos, el tedio y el hastío, la soledad y el aburrimiento, la monotonía y la soledad vuelven más insoportables las rutinas del día, la vida dondela ciudad apolínea ya se ha despertado y se ocupa de éticas imprecisas, de los planes para el futuro, de los proyectos. Se ocupa en un mundo de emociones más simples, más planas, más políticas. En el día, la ciudad nocturna no tiene espacio lógico, no cabe en ella y por eso sus pobladores se ocultan en la soledad de sus viviendas, en la resaca del alcohol o en el pesado letargo del cannabis y eldespertar frente al sinsentido de una realidad que se muestra deteriorada, que se desborda en la crisis. Esto es lo que refleja Amarilla cuando dice que “la mañana está perfecta para suicidarse”, mientras agarra a Pink Tomate, su gato y lo lanza con fuerza sobre otra azotea (Chaparro, 2007: 6).

La ciudad de Opio en las Nubes, muestra un entorno polivalente, pero también excluyente, un mediodonde la homofobia se muestra en el cruel trato que recibe Daisy, de quien el gato Pink cuenta que no se sabe si es hombre o mujer, elefante o burro, “que cosa tan jodida” (Chaparro, 2007: 36).

Pink Tomate, un día sábado narra su propia vida al lado de Amarilla, su dueña que sólo habita en el presente de sus breves momentos de fuga, de whisky, de cigarrillo, de cannabis. En Pink, se entiende quesólo exista el presente, pues probablemente los gatos no se tracen proyectos a largo plazo. Pues bien, en el mundo de amarilla, tampoco hay proyectos, sólo momentos. Las palabras aparentemente inconexas dibujan esos, momentos: “El presente es un ya, es un techo, una calle, una lata de cerveza vacía, es la lluvia que cae en el coche, es un avión que pasa” (Chaparro, 1997: 9).

Pero las cosasterminan pareciéndose a su dueño y las mascotas no están exentas de tan amargo pronóstico. A Pink Tomate le ocurre algo similar a aquello que le ocurre a Amarilla, también le gusta el whisky y aprovecha cualquier momento para meter su lengua en la botella de brandy que Job, el vecino de amarilla deja destapada cuando la visita en su apartamento un sábado a las nueve de la mañana. También a Pink le...
tracking img