Para aquellos que temen confesar sus pecados

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 8 (1851 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 2 de marzo de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Como muchos sabemos, en la iglesia enfrentamos muchos desafios. Algunos de indole temporal y otros de naturaleza espiritual. A nadie le gustan los desafios y es mas Nuestro Padre Celestial desea que todos seamos felices pero aunque resulte dificil de creer algunos de estos desafios nos traerán felicidad a la postre. No podríamos apreciar la libertad si no probaramos lo duro que es la cautividad.No conoceriamos lo dulce si no supìeramos como es lo amargo. Esa es la ecuacion y todo tiene un proposito: Darnos experiencia y purificarnos.

Es alarmante la cantidad de hermanos de la iglesia que andan por la vida cargando con una enorme bolsa de pecados que no se atreven a reconocer ni para si mismos mucho menos ante sus lideres del sacerdocio. La razón: Temor o verguenza por el que dirán. Esalgo natural sentir temor o verguenza pero tambien es cierto que ésta es una de las armas mas poderosas de Satanas para impedir que una persona se reconcilie con Dios por medio del arrepentimiento. El pecado es la muerte espiritual y es lo que hace que el Santo Espiritu se aleje de nosotros.

Algunos soportan dia a dia la tortura espiritual de tener que desempeñar llamamientos, de ejercer elsacerdocio y de figurar entre los justos y dignos de su unidad a sabiendas de que han pecado contra Dios y contra Sus hijos, especialmente contra su propia familia engañados por la falsa doctrina de que al morir iran al mundo de los espiritus y que ahi pasarán un tiempo en la prision espiritual y al final, despues de unos siglos saldran y seran transferidos a un estado de gozo y tranquila esperacuando hayan expurgado su culpa. Esto hermanos, no es cierto, algunos hermanos piensan asi, algunos hermanos se han resignado a esto, yo mismo lo habia hecho pero no es necesario ser un erudito para darse cuenta de que esto no solo es una idea tonta sino mortal para el alma. Veamos:

"Y también habrá muchos que dirán: Comed, bebed y divertíos; no obstante, temed a Dios, pues él justificará lacomisión de unos cuantos pecados; sí, mentid un poco, aprovechaos de alguno por causa de sus palabras, tended trampa a vuestro prójimo; en esto no hay mal; y haced todas estas cosas, porque mañana moriremos; y si es que somos culpables, Dios nos dará algunos azotes, y al fin nos salvaremos en el reino de Dios"

(Libro de Mormón | 2 Nefi 28:8)

Las leyes estan dadas. El plan ya esta hecho. Dentrodel Plan de Nuestro Padre Celestial la justicia no puede traspasar los limites de la misericordia ni la misericordia a la justicia por lo tanto la misericordia de Dios por muy infinita que sea no puede rescatar el alma del hombre que haya evadido el arrepentimiento todos los dias de su vida porque la justicia señala que para ser perdonados es necesario arrepentirse y vivir en rectitud ante Dios y sial final de su vida el hombre necesita de la misericordia de Dios se le dará porque la misericordia es la Gracia de Dios y la Gracia de Dios nos es otorgada SOLO DESPUES DE HACER TODO CUANTO ESTE A NUESTRO ALCANCE.

¿Esta el arrepentimiento a nuestro alcance? Por supuesto. ¿Y si el arrepentimiento esta a nuestro alcance puede alguien más arrepentirse por nosotros? No. ¿Si el arrepentimientoesta a nuestro alcance es justo o necesario postergarlo hasta el ultimo dia? Veamos que nos dicen las escrituras:

"Por tanto, según la justicia, el plan de redención no podía realizarse sino de acuerdo con las condiciones del arrepentimiento del hombre en este estado probatorio, sí, este estado preparatorio; porque a menos que fuera por estas condiciones, la misericordia no podría surtir efecto,salvo que destruyese la obra de la justicia. Pero la obra de la justicia no podía ser destruida; de ser así, Dios dejaría de ser Dios"

(Libro de Mormón / Alma 42: 13)

"Y como os dije antes, ya que habéis tenido tantos testimonios, os ruego, por tanto, que no demoréis el día de vuestro arrepentimiento hasta el fin; porque después de este día de vida, que se nos da para prepararnos para la...
tracking img