Pelea de gallos

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 14 (3331 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 19 de septiembre de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
Las peleas de gallos, entre la tradición y la polémica



Se escuchan gritos de ánimo en el reñidero. Como si se tratase de auténticos atletas, los gallos se disponen a pelear en la valla bajo la atenta mirada de un público que se queda absorto en medio un ambiente festivo en el que se oyen frases tan alentadoras como “¡vamos gallito!” o impulsos y ademanes de los casteadores, que pareceque quieran dar instrucciones al animal. Pero también hay consignas competitivas algo más desmoralizantes como “¡ese que lo quiten de ahí!”, o “¡pa’l caldero, que eso no sirve!”. Lo cierto es que las peleas de gallo siguen atrayendo a gente, sobre todo al público masculino. Pero también alguna que otra aficionada atenta a la pelea refleja que el ambiente extrictamente masculino ha quedado relegadoal pasado.







Las peleas de gallos cuentan con mucha afición en Canarias
SERGIO BETANCOR
Las peleas de gallos en Canarias se remontan a principios del siglo XVIII. Comenzaron en la Casa de los Coroneles, en la localidad majorera de La Oliva, donde se inició el cuidado específico de gallos para las peleas. Fue más tarde, a principios del siglo XIX, cuando la familia Manrique deLara, últimos descendientes de coroneles por nombramiento, se dedicó al cultivo de esta práctica hasta tal punto que consiguieron, por medio de cruces entre gallos, una raza propia. Las peleas de gallos se extendieron por todo el archipiélago de forma casi generalizada a mediados del siglo XIX.
Las principales ciudades entregadas a la gallística estuvieron en Gran Canaria. Pero eso no quieredecir que en Lanzarote pasara desapercibida. Antonio Cabrera y Blas Curbelo, capitanes de la gallística arrecifeña, lograron casar 27 peleas en la temporada del año 1859, fijándose la apuesta en 50 duros cada riña y 300 a la ventaja general. Era una actividad que llamaba la atención de toda la población canaria. A pesar de las cantidades que se apostaban existían también aficionados obreros que sededicaban a las peleas de gallos de forma más humilde.

El jurado determina qué gallo pierde, por sus síntomas de agotamiento
SERGIO BETANCOR
Hoy en día se demuestra que las cosas han cambiado. Las apuestas están prohibidas por la Ley y además, desde hace un año, existe un órgano que se encarga de velar por los intereses de esta práctica. Presidida en la actualidad por José Luis Martín, laFederación Canaria de Gallística, al no contemplarse como un deporte, está registrada como federación de asociaciones de cría, selección y competición, donde hay inscritas 24 asociaciones de todo el archipiélago. El presidente regional aproximó una cantidad de siete u ocho mil personas que forman parte de las diferentes galleras y asociaciones de Canarias, “eso sin contar a los aficionados que llenantodos los fines de semana los reñideros”, aporta. La isla de La Palma es la que más asociaciones de este tipo alberga ya que “allí es el deporte nacional”. José Luis Martín asegura que lo mejor de las peleas de gallo es la cría “porque la pelea en sí sólo dura diez minutos”. El cuidado y el trabajo de cría es crucial para conseguir gallos de pelea buenos. “Se cuidan como a deportistas de elite”,comenta el presidente de la Federación. Estos animales tienen en su dieta frutas como el Kiwi, papayas o tomate. Pero los gallos dedicados a la pelea, además de tener una alimentación sana, deben tener un árbol genealógico de buenos ejemplares que genéticamente adelanten al casteador que el gallo va a salir bueno. Al parecer se pelean desde pequeños, por eso “se tratan con mucho cuidado y porseparado", confirma José Luis Martín.

Los animales son cuidados "como atletas"
SERGIO BETANCOR
Las peleas en la Villa
"El Pollo de Oro" es una de las últimas peleas de gallo que se celebran en Canarias. Es un campeonato regional que tuvo lugar hace dos semanas y al que acudieron aficionados de todas las islas. Esta pelea organizada por la gallera de La Villa se celebra en una carpa situada en...
tracking img