Pensamiento Educativo de Jaime Torres Bodet

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas: 11 (2700 palabras)
  • Descarga(s): 0
  • Publicado: 13 de noviembre de 2013
Leer documento completo
Vista previa del texto
Pensamiento educativo.
El idealismo educativo.
El problema de la educación tiene que ser entendido como el problema del hombre, del hombre en sí. El individuo se ha desdeñado y escarnecido a los individuos, a las multitudes innumerables que sangran y que trabajan, viven y mueren sin saber por qué nacen y por qué sufren, desnutridas por la herencia de la miseria, segadas por la ignorancia.
Yninguno de las múltiples soluciones que se propone para aliviar el dolor del mundo sería correcto, eficaz y justa si no pudiera llevar un poco de luz de aurora y una renovación autentica de esperanza a todos los hombres y a cada hombre, en su soledad patética y angustiosa.
No creáis que la escuela puede cambiarlo todo de un solo golpe, por el solo ejercicio de la enseñanza y, sobre todo, no desnunca por cerrado y por concluido el saber humano, que es camino abierto, continuo atisbo, experiencia eterna, y no tomen con dedos de idolatría sus conclusiones, considerando cada fortuito descubrimiento como un fetiche y tratado a los educandos como si fueran mecánicas entelequias, sin individualidad, sin familia, sin patria, para las cuales la vida se planteara, con aséptico laconismo, en laforma precisa de una ecuación.
Y si la escuela educa para la paz. Mientras la vida educa para la guerra, no haremos hombres, sino víctimas de la vida.
El maestro no puede ser el depositario exclusivo de la ética popular. Es indispensable que exijamos a los maestros que enseñen bien, pero tan indispensable como eso resulta que practiquemos el bien en nuestras acciones.
Aspiración y metas de laeducación mexicana, nos habla de S.E.P y de cómo formar al hombre para reconocer el valor de nuestro país. La enseñanza debe ser integrada no dejándonos caer en una enseñanza no tecnocracia, hay que querer nuestra profesión. No debemos dejar nuestra tradiciones hay que tenerlas presentes en nuestra educación.
La enseñanza de la educación es de conocerse a sí mismo, las capacidades que cada unotiene al igual que reconocer sus limitaciones con el fin de que piense en corregir eso negativo.
El hombre tiene la culpa porque a dejado nuestra esencia en el olvido, hemos caído en la tecnología.
La escuela no lo puede todo, nos ayuda en un cambio en la sociedad no lo hace en un día en curso sino debe estar ligada a nuestra vida, Todos debemos trabajar no solo el maestro.
Nuevos programas.
Loque esos mensajeros de la aspiración nacional de nuestra escuela piden a la secretaria de educación puede sintetizarse, para honra suya, en torno a tres grupos de ideas mayor justicia, mejor servicio y más diáfano espíritu de cohesión entre las autoridades del organismo que represento y los elementos que de él dependan en la República.
La culpa de este aprovechamiento precario de las aptitudes denuestra infancia no corresponde exclusivamente a la desorientación que ha reinado en materia de educación.
El de acondicionamiento para la formación moral del tipo humano, democrático y justo, que desearíamos ver fomentado no sólo en México sino en todas partes durante los años de la postguerra.
La primera norma que la naciones señalarán a su educación será la de convertirla en una doctrinaconstante para la paz. La segunda norma radicará en elaboración una educación para la democracia, tanto en el plano de las relaciones entre los países como en el aspecto de las relaciones entre los ciudadanos de capa país. La tercera de las grandes normas que habrán de regir los sistemas educativos de la postguerra: la de hacer de la educación una preparación leal para la justicia.
Los planes ylos programa, los miembros de este organismo atenderán, en primer lugar, a la conveniencia de imaginar una sucesión de sistemas abiertos y coordinados que no hagan del proceso completo, desde el jardín de niños hasta los grados.
Desde la escuela primaria, el educando posea una noción general, limpia, firme y austera, del mundo en que va a vivir y que, sobre ese conocimiento, elemental sin duda...
tracking img