Platon y eutifron

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 14 (3431 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 17 de marzo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Análisis e interpretación de la obra

La composición de está obra se puede situar entre los años 393-389, el periodo de juventud, junto con otras como Apología, Critón o Cármides. Desde la condena de Sócrates habrían pasado de 6 a 10 años y Platón ya rondaba los 35 ó 40 años y había vivido el declive de la época de Pericles, el golpe de estado de los treinta tiranos y la posterior restauraciónde aquella democracia demagógica que llevó a Sócrates a la muerte. Parece ser, que tras la muerte de su maestro había viajado a Cirene y a Megara, en donde se encontró con Euclides y, esto menos seguramente, a Egipto.

Tradicionalmente, este diálogo ha sido considerado como una obra más de la juventud de Platón en dónde lo que prima, como en otras obras de esta época, es el empeño socrático debuscar la definición general de los conceptos (la amistad, la justicia, valor, la prudencia). Conforme a esta tradición, Eutifrón ha de ser vista desde esta perspectiva, fundamentalmente, como el intento de conseguir una definición satisfactoria del concepto de piedad (eusebeia). De hecho, la estructura del diálogo, coincide, en líneas generales, con la de aquellos otros de la juventud de Platón:se propone la definición de un concepto y se analizan racionalmente las definiciones ofrecidas para, al final, no haberla alcanzado satisfactoriamente y dejar la cuestión abierta. Pero la centralidad de la cuestión del concepto de la piedad parece aquí poder ponerse en duda. El hecho de que la conversación esté originada por lo que Eutifrón llama acto de piedad al acusar a su padre hace pensar queel diálogo no está centrado tanto en la cuestión de qué es la piedad, sino en si la piedad tiene algo que ver con la justicia. De hecho, la primera pregunta de Sócrates no es “¿qué es la piedad?”, a secas, sino más bien “¿qué es la piedad respecto al homicidio y a cualquier otro acto?”, en donde este concepto está puesto en relación con elementos de la justicia y el derecho. Así pues, de lo dichohasta ahora se deduce, a modo de resumen, que

a) La búsqueda de la definición de piedad es sólo un recurso accesorio para responder a esa primera cuestión, y que
b) Esta obra de juventud no se enmarca dentro de la tendencia general a la búsqueda de definiciones, ya que el objeto del diálogo es otro, a saber, qué relación existe entre la piedad y la justicia.

De este modo, siconsideramos ésta como la verdadera cuestión, hemos de ver este diálogo con otros ojos. El mismo encuentro entre Sócrates y Eutifrón en el Pórtico del arconte rey debe ser interpretado. Efectivamente, son razones distintas las que hacen que cada uno de ellos se encuentre en aquel lugar; el primero por ser un acusado y el segundo, por ser un acusador. Pero, ¿por qué tiene Platón interés en presentarnos aun Sócrates, a punto de ser juzgado por impiedad, en conversación con un adivino bonachón, que quiere acusar a su padre de impiedad?

En principio, parece que el único vínculo de la obra con el proceso de su maestro es el hecho de que el tema que con más extensión se aborda es el de la piedad. Y por otro lado, por el tono afable, distendido, desapasionado y carente de dramatismo de laconversación, así como por los derroteros por los que avanza el diálogo, tampoco parece querer Platón, prima facie, exculpar nuevamente a Sócrates, como podría muy bien decirse de Apología o Critón, ni aclarar la injusticia de la acusación de Meleto -aunque se haga referencia a ella; “a esto mío, los atenienses no lo llaman causa, sino acusación criminal” (2a). Todo apunta al hecho de que este Sócrates yano intenta identificarse con su correlato histórico y real, y que más bien, empieza a ser el personaje literario del Sócrates platónico.

Por otra parte, Eutifrón es presentado como una persona docta en asuntos religiosos (en mitología), piadosa y con aptitudes para la adivinación (que incluso reconoce abiertamente haber sido tachado de loco cuando ha ejercido de adivino), benevolente, sin...
tracking img