Porque ciertas personas tienden a desarrollar duelos patologicos

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 5 (1188 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 20 de diciembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
¿Porque ciertas personas tienden a desarrollar duelos patológicos?
Para responder a esta pregunta acudiré a un artículo escrito por Sigmund Freud en el año de 1915, en el cual trata de diferenciar al duelo normal del duelo patológico y en el que expone, porque algunas personas al sufrir una perdida afectiva tienden a manifestar duelos patológicos.
Primero tratare de explicar lo que para Freudse define como duelo “duelo es por regla general, la reacción frente a la perdida de una persona amada o de una abstracción que haga sus veces, como la patria, la libertad, un ideal, etc.”(1) es decir el duelo se presenta cuando una persona sufre la muerte o el abandono de un ser querido o de una idealización por la cual el sujeto abriga un gran afecto.
Freud observo que en el duelo la personatiende a sentir un completo desinterés por el mundo exterior, una profunda pena y desesperanza, conjuntamente con la perdida de la capacidad de elegir a otro objeto de amor en remplazo del perdido, por otra parte también se descubre el retraimiento de toda productividad, ya que el individuo se entrega incondicionalmente al trabajo de duelo, el cual no le deja espacio para otros propósitos eintereses.
Entonces nos llega la inquietud de saber en qué consiste ese trabajo de duelo, el cual Freud lo expone como el examen de realidad, en el cual la persona se da cuenta de que el objeto de amor ya no existe más, y de él se origina la reflexión de quitar toda la libido de sus vínculos con el objeto. Pero se advierte la observación de que ninguna persona de buen grado abandona una posiciónlibidinal, esta dimisión puede alcanzar tal intensidad que produzca una separación de la realidad y una retención patológica de ese objeto.
Pasado un tiempo, el individuo acepta que el ser querido ya no existe más y su libido queda libre para depositarla en otro objeto, pero este proceso no se da de la noche a la mañana, es un procedimiento que se ejecuta pieza por pieza, con un gran gasto de tiempo yde energía, en el que cada uno de los recuerdos y cada una de las expectativas en que la libido se unía al objeto son clausuradas, sobreinvestidas y en ellos se finiquita el desprendimiento de la libido.
Pero en el trabajo psicoanalítico desarrollado por Freud sale a la luz la observación de que no todas las personas se resignan y aceptan el examen de realidad y en ellas se observa una ciertafijación hacia el objeto amado y perdido; esta reacción Freud la llamo Melancolía, palabra con la que se conocía históricamente a la llamada en la actualidad depresión mayor; y por ello sospechamos que en estas personas hay una disposición enfermiza.
Freud explica a la melancolía como “una reacción evidente frente a la pérdida de un objeto amado pero en otras ocasiones, puede reconocerse que estapérdida es de naturaleza más ideal. El objeto tal vez no está realmente muerto, pero se perdió como objeto de amor, por ejemplo, el caso de una novia abandonada.”(2) Aquí el sujeto ha perdido algo pero se resiste a perderlo.
Muchos síntomas del duelo son tomados por la melancolía, como la cancelación del interés por el mundo exterior, la perdida de la capacidad de amar y de escoger algún nuevoobjeto de amor en remplazo, la inhibición de la productividad, etc.
Asimismo se observan insomnio, repulsión por el alimento, un agotamiento en extremo asombroso psicológicamente de la pulsión que compele a todos los seres vivos a aferrarse a la vida y una disminución de la autoestima signo que no se presenta en el duelo pero que lleva al enfermo a describirse como indigno, estéril, moralmentedespreciable, se hace autorreproches y se humilla frente a los demás.
Lo cual me lleva a preguntarme porque tanto odio hacia sí mismo y leyendo a Freud llego a la conclusión de que el enfermo no dice tales agravios de sí mismo, ya que tales querellas no se parecen en nada a su realidad, sino que el enfermo las dice de la otra persona a quien el enfermo ama, amo, amaría; todo lo rebajante que...
tracking img