Presidentes colombia y su economia

INTRODUCCION

Desde 1972, ya iniciada una carrera por la acumulación de capital, en nuestro país para enfrentar el deterioro de la rentabilidad y de las condiciones de acumulación, la mayor parte de los gobiernos han recurrido a reducir la intervención del estado en la economía, a flexibilizar los mercados en general y el laboral en particular, como también privatizar muchas empresas yservicios públicos, mediante la venta de muchas empresas que contribuían al déficit fiscal y prestaban servicios de mala calidad a la población.

A lo largo de la década perdida, el continente latinoamericano perdió un 8.3% de ingreso por habitante. Todos los países han apoyado esquemas de liberalización y privatización, balances fiscales rigurosos, revaluación de sus monedas, para garantizar tasasde inflación más bajas y tratar de recuperar el crecimiento económico, para ello en el caso de Colombia nos habíamos favorecido bajo procesos de integración como el G3. Lo cual ya no es suficiente ya que las liberales transformaciones que impone el neoliberalismo de la administraciones López y Turbay, son reaccionarias, porque favorecen a las minorías más ricas y sus monopolios que reducen laeficiencia del sistema económico, además de ser un modelos empeñado en mantener altos niveles de desempleo para la población en general, desmantelando así cualquier proyecto de bienestar que se pensara.
Ya que el debilitamiento de las industrias nacionales con la llegada de grandes masas de capital extranjero, determino una rentabilidad decreciente para los empresarios; además el capital financierotambién se encargó de empobrecer la economía productiva nacional. Aun antes de la liberación financiera de 1974, la economía productiva del país se había lanzado a coeficiente de financiamiento externo más elevados que para los años ochenta alcanzaron el 80% de recursos. Los flujos de caja de estas empresas se deterioraron en la medida que la rentabilidad decreciente disminuía ingresos y el alza deltipo de interés aumentaba los egresos financieros. Lo cual empeoraba, pues la política monetaria encarecía los intereses y el gobierno hacia también operaciones gigantescas de mercado abierto en igual dirección generando déficit en cuenta corriente para subsanar el fiscal existente..

Un elemento del déficit fiscal, fue a la vez producto de la crisis y de una política fraudulenta. En 1982 labrecha fiscal total era del 7% del PIB. Por lo cual el país para final de la octava década del siglo XX a ser clasificado dentro de los medianamente desarrollados dentro del ámbito internacional, con un ingreso per cápita de US$1.400 anuales.
El gobierno enfrento los efectos de la crisis económica recurriendo a los poderes de emergencia con una serie de medidas tributarias y financieras que fueronobstaculizadas por la Corte Suprema de Justicia, lo cual los obligó a recurrir al Congreso, lo que lo forzó a reajustar su gabinete para encontrar el apoyo necesario a sus medidas.

Las reformas políticas tenían por delante, sin embargo, un camino de espinas. Se trataba de nuevo de adecuar las instituciones legadas por el feudalismo a la vida organizada por el capitalismo. El frente nacionalcongelo estas instituciones hibridas.
Con la administración Betancur desde 1982 -1986, le correspondió enfrentar no solo los desastres propios de la crisis capitalista sino también los resultados de las políticas neoliberales ingenuas que intensificaron sus alcances; un retorno a la intervención estatal luego de una oleada de libertinaje financiero, donde especulaban, concentraban capital medianteabusos y administraban mal intencionadamente las empresas que no eran sus favoritas; a esto se le puso talanquera, imponiendo un rígido racionamiento de divisas y un control de importaciones, implantados con demasiada tardanza a mediados de 1983 y de un aceleramiento de la devaluación, ya no tan gradual, a ritmo del 28% anual.

También se elaboró una reforma tributaria que culminara en un...
tracking img