Psicologia

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 83 (20649 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 25 de enero de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
La verdadera historia de John/Joan
Es fin de junio. Llego a un hogar en un barrio obrero del centro oeste de los Estados Unidos. En el jardín de adelante veo una bicicleta tirada; hay un Toyota de segunda mano, modelo 89 estacionado contra el cordón de la vereda. Dentro de la casa, en un rincón del living, sobre una cómoda de madera hecha a mano, aparece el testimonio de una vida familiarnormal: fotos de casamiento y retratos escolares, figuras de porcelana y recuerdos de viajes realizados en familia. Hay una mesa de café antigua, un sillón raído y un sofá en el que elige sentarse mi anfitrión, un joven de campera de jean y botas de trabajo. Tiene 31 años, pero parece que fuera 10 años menor, en parte por su barba rala –unos vestigios de pelo rubio que asoman en la mandíbula, y porcierta delicadeza en sus pómulos prominentes y en su mentón alargado.
Fuera de eso, tiene toda la apariencia de lo que efectivamente es: un operario de fábrica, un hombre con estudios secundarios cuyos mayores placeres son ir a pescar con su padre al río cercano los fines de semana y comer un asado en el patio de atrás con su esposa y sus hijos.
Es un joven por lo general sencillo y afable, perodeja de sonreír cuando la conversación vira hacia su niñez. Entonces su voz barítona, algo borrosa, adopta un matiz de pesadumbre y enojo, o el tono casi suplicante de una persona desesperada por comunicar emociones que él lo sabe su interlocutor apenas podrá comprender. No está claro ni siquiera cuánto comprende él de estas emociones: cuando describe los hechos que ocurrieron antes de que cumpliera15 años, tiende a obviar el pronombre yo de sus frases, reemplazándolo por un vos más distante, casi como si estuviera hablando de otra persona, de alguien totalmente diferente. Lo que, en cierto modo, es verdad.
"Fue como un lavado de cerebro", dice, mientras enciende un cigarrillo. "Daría cualquier cosa por que me hicieran hipnosis para bloquear todo mi pasado. Porque es una tortura. Lo que tehicieron en el cuerpo a veces es menos grave que lo que te hicieron en la mente, esa guerra psicológica en tu cabeza"
Se refiere al extraordinario tratamiento que recibió cuando tenía tan solo ocho meses, luego de sufrir la pérdida completa de su pene debido a una circuncisión mal realizada. Siguiendo el consejo de los expertos del conocido centro médico Johns Hopkins, de Baltimore, se le realizóuna operación de cambio de sexo; el proceso incluyó una castración clínica y otras cirugías a los genitales cuando era bebé, seguido de un programa de acondicionamiento social, mental y hormonal que duró doce años con el objetivo de que la transformación se produjera en su psiquis. El caso fue considerado un éxito sin precedente y el paciente se convirtió en uno de los más famosos (si bienanónimo) en los anales de la medicina moderna.
Esta fama se debió no sólo al hecho de que su metamorfosis médica fuera el primer cambio de sexo registrado en un niño que se estaba desarrollando de manera normal, sino también a una insólita casualidad estadística que le dio al caso una trascendencia especial. Tenía un hermano gemelo, que sirvió de control ideal para el experimento: un clon genético que,con el pene intacto, fue criado como varón. El hecho de que todos los informes aseguraran que los gemelos vivían una infancia feliz, bien adaptada, como niños de sexo opuesto, parecía una prueba irrefutable de que la crianza prevalece por sobre la biología en lo que hace a la diferenciación de los sexos, e introdujo cambios fundamentales en los libros de texto, en una amplia gama de disciplinasmédicas. Lo más grave es que el caso sentó un precedente para la realización de reasignaciones de sexo como tratamiento estándar en miles de recién nacidos con genitales similarmente dañados, o anómalos. También se convirtió en una piedra fundamental para el movimiento feminista durante la década del 70, cuando se lo citaba como la prueba viviente de que la diferencia entre los sexos se debe...
tracking img