Puebla 1946

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 12 (2760 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 19 de noviembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Puebla en 1946
Hoy esta crónica es de abierta sonrisa, porque las sonrisas de Puebla nunca se borran, aunque hayan transcurrido calendarios.

Calendarios de nostalgia…

Los calendarios que nunca faltaban en las casas poblanas, sean de ricos o de pobres.

Me desvío un poco del tema principal, porque llaman la atención esos artísticos cromos: su etiqueta es de inolvidables, que no se pierdenen ninguna memoria, en mi criterio se impregnaron en las conciencias…

Por ejemplo: el del padre Hidalgo, enarbolando el estandarte que sería el de la libertad; el de los monaguillos que roban el vino de las barricas del Convento; el del sueño del Ixtacihualt, velado por el Popocatepetl…

Francamente la enumeración no terminaría, pues cada poblano tenía su preferido: Las abuelas, sepersignan ante el calendario de la Virgen de Guadalupe, con su respectivo Juan Diego arrodillado… Las mamás, admiran el de un Sagrado Corazón de Jesús, sobre el mundo, y restos de cañones, cascos y fusiles… El favorito del padre es una Betty Grable enseñando sus piernas, las más hermosas de Hollywood…

¿Y los pequeños?......

Para ellos, un perrito travieso, una niña rubia y dorada con el fondo de unagranja, o lo común: un bebé robusto, con anteojos y bombín……

Adivino que ese es el de “El Optometro”, la clásica óptica poblana.

Esos eran los lados artísticos, pero además el calendario era un instrumento fundamental, que marcaba los años, los meses, las semanas y los días, las fases de la luna, las fiestas de los Santos y las de los héroes… Sin duda forma parte de una ilimitada tradiciónde Puebla.

Vamos a consultarlo en un año importante para el mundo, para México y para Puebla…

El 2 de Mayo de 1945 Europa y concretamente Berlín, la capital germana de un demente nazismo, que se había embellecido y prosperado compitiendo con París, está semidestruida y humeante, se rinde a las tropas rusas…

Soviéticos implacables que sin tregua buscan los escombros del bunker delaustriaco, la huella de sus restos, y comprobar la muerte de Fuhrer.

Con ello prácticamente se borraría la leyenda y caería el negro telón de la Segunda Guerra Mundial con un saldo de 53 millones de muertos.

Y unos meses mas tarde, la mañana del domingo 2 de septiembre de 1945, las aguas de la Bahía de Tokio testimoniaron la presencia de los formales emisarios del Imperio del Sol Naciente, que enese día se apagaba.

En jaquets los nipones esperaron mecánicamente, en la cubierta del acorazado “United States Missouri”, a que el Almirante Charles Nimitz, en uniforme de camisa de manga corta y pantalón caqui, procediera a ordenar que se firmara el protocolo que contenía el tratado de paz que determinaba la entrega, sin condiciones, del Japón imperial a los Estados Unidos de Norteamérica.Habría que aguardar a que el mundo de la post-guerra se envolviera en los pliegues de las barras y las estrellas, el sabor de la hamburguesa y el alarido del béisbol.

Adiós al mundo y bienvenida para México:

Se cerraba la carrera para la Presidencia de la República…

El escenario, el del Teatro Metropolitan, la decisión del Partido Revolucionario Institucional de designar a un candidato,del cual resulta fácil de adivinar su nombre: Licenciado Miguel Alemán Valdés.

Para los mexicanos fallecía la época del militarismo y nacía el capitulo de los civiles… pausa para los Generales. La función proseguiría con los Licenciados… Y de los Licenciados…¡Cuidado! Que se asomarán los Tecnócratas…

Y mientras México República ya tenía su candidato… Puebla, Estado Libre y Soberano, lorecibiría como su guía, como su abanderado…

Para ellos, traslademos a Puebla… ¡Vamos a la campaña presidencial de Miguel Alemán!…

Esta es la versión oficial, a…53 años de diferencia.

Años de distancia, con la debida aclaración de “Cualquier semejanza con 1998…es pura coincidencia”.

Naturalmente que daremos un vistazo a la Puebla de 1946 con sus 160 mil habitantes; la que el domingo...
tracking img