Rafael alberti

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 9 (2067 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 22 de febrero de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Rafael Alberti
Nació el dieciséis de diciembre de 1912 en Cádiz, en el Puerto de Santa María. Su familia, de ascendencia italiana e irlandesa, “católicos hasta la más estrafalaria locura y la más violenta tiranía” , pertenece a la alta burguesía cosechera de vinos, aunque para la época en que nace el poeta, ya se encuentra en declive su fortuna.
Su padre, Vicente Alberti, se ve obligado arealizar largos y constantes viajes, lo que le impide un contacto cercano con el pequeño Rafael, quien recibe un amplio conocimiento popular andaluz de su madre, María Merello. Los primeros conocimientos, la lectura y la escritura, los obtiene en el colegio de las madres carmelitas. Después ingresará a dos colegios Jesuitas: el de doña Concha y el de San Luís Gonzaga. De estas instituciones se marchacon escasos conocimientos y, del de San Luís Gonzaga, con una expulsión de la que se enorgullece durante toda su vida.
Lo pintoresco del paisaje en Cádiz, las reproducciones rudimentarias de las grandes pinturas que observó en revistas y almanaques caseros, y la orientación hacia el dibujo que le dio «la tía Lola», despiertan en él el primer anhelo de la forma, que más tarde lo llevará a lapintura. Su aprendizaje del ver y sentir el paisaje culmina en 1917, cuando la familia Alberti se traslada a Madrid, en dónde su gusto por el arte pictórico lo llevará a frecuentar el Casón del Buen Retiro, ex palacio de Felipe IV, y el Museo del Prado.
En marzo de 1920, muere su padre y él, instigado por el dolor, comienza a escribir poesía. A sus primeros versos les seguirán otros que, en palabrasde Alberti, surgen “como brotados de una fuente misteriosa que llevara conmigo y no pudiera contener”
En octubre del mismo año expone sus primeras pinturas, tituladas Evocación y nocturno rítmico de la ciudad, en el Salón Nacional de Otoño celebrado en Madrid.
En el verano de 1921 pasa una temporada en la sierra de Guadarrama, en donde comienza a dar forma a su primer libro unitario, al quellamaba para sí mismo Giroscopio, muchos de los poemas escritos en él, permanecen inéditos largo tiempo, algunos se publican en revistas.
En 1922 tiene su primera exposición individual de sus cuadros y dibujos en el Saloncillo del Ateneo madrileño y en 1923, al retirarse de nuevo a sierra Guadarrama, comienza a escribir Marinero en tierra, libro con el que ganará el Premio Nacional deLiteratura 1924-1925, en el que oficiaron de jurados Ramón Menéndez Pidal, Carlos Arniches, Antonio Machado, Gabriel Miró y José Moreno Villa. Respecto al libro, Juan Ramón Jiménez escribió: “Poesía «popular», pero sin acarreo fácil: personalísima; de tradición española, pero sin retorno innecesario: nueva, fresca y acabada a la vez; rendida, ájil (sic), graciosa, parpadeante: andalucísima.”
En 1925realiza un viaje por Castilla y el litoral cantábrico y escribe las canciones del poemario La amante, su segundo libro publicado. A finales del mismo año se traslada a Rute, un pueblo situado al pie del Monte de las Cruces, en Córdoba. Las impresiones de ese lugar dan origen al Cuaderno de Rute, que permanece inédito hasta que Litoral lo publica en 1977. De las experiencias vividas en ese mismolugar, “nace también un nuevo libro, […] Cales Negras iba a llamarse, porque el propósito era condensar en él «todo lo oscuro, trágico y misterioso» de aquellas gentes […] cuyas vidas sombrías inspiraron algunos de éstos poemas.” El título que finalmente se le dio fue el de El alba del alhelí y fue publicado en 1928 por José María de Cossío en la colección Libros para amigos.
Una primera etapapoética concluye con El alba del alhelí y comienza una segunda que se desprende de su gusto por la forma y el vocablo bello, además de su interés y fascinación por Góngora, a quien se le celebra un homenaje en 1927, del que Alberti es organizador y participante. En el mismo año realiza un primer intento de componer un libreto musical, La pájara pinta, que quedará inconcluso.
Del fervor por Góngora...
tracking img