Reconstruccion nacional

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 13 (3036 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 24 de octubre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
José Luis Huiza
Reconstrucción nacional y República Aristocrática,
1884-1919

INTRODUCCIÓN
El final de la guerra con Chile dejó un país en bancarrota económica, un grupo militar desprestigiado y una población peruana sumida en la más pro¬funda miseria e incertidumbre. La nación peruana parecía casi al borde de la desintegración: una economía prácticamente en ruinas, paralizada por la faltade capitales y la destrucción sistemática por parte del enemigo, de las princi¬pales fuentes de recursos económicos del país y, con la pérdida de las rique¬zas salitreras y el crecimiento de su deuda externa, sin posibilidades inmedia¬tas de recuperación. Una sociedad terriblemente afectada por el trauma que significó la guerra: familias enteras destruidas, viudas y huérfanos desampara¬dos, gruposarmados sin control y un aumento sustantivo de la criminalidad. Así, al trauma moral de la derrota y a la pobreza de la población se unían los problemas sociales. En términos políticos el panorama tampoco era alenta¬dor: sin mayor figuración de los políticos civiles, el control del país había caído en manos de los militares, y en momentos en que el enemigo chileno se aprestaba a dejar el país,contento con haber arrancado un tratado de paz totalmente favorable a sus intereses, la ciudadanía tuvo que soportar la guerra civil entre las tropas peruanas de Cáceres e Iglesias. En estas circunstancias, el panorama del país era sumamente sombrío y su futuro muy incierto. Según Jorge Basadre, la postración del país derrotado alcanzaba todos los aspectos de la realidad humana, convirtiéndose asíen una especie de trauma nacional que nos afectaba profundamente y ponía de manifiesto nuestras debilidades: "Había algo todavía peor que la desolación inmediata, la angustia económica privada y pública, la debilidad, la soledad y las acechanzas de los países veci¬nos: era el complejo de inferioridad, el empequeñecimiento espiritual. Perdu¬rable jugo venenoso destilado por la guerra" (Palacios,1985: 194).

Pero había que sacar adelante al país, aunar esfuerzos y renacer prác¬ticamente de los escombros. A partir de 1884 empezaría el proceso de la reconstrucción nacional. Las condiciones de las cuales se partió no fueron nada adecuadas, por el contrario, hicieron que en los primeros años los esfuerzos fueran casi infructuosos. Esta ardua tarea fue iniciada por los go¬biernos militares quesiguieron a la derrota con Chile. Así, nuevamente el caudillismo militar se hacía cargo del país en el denominado segundo milita¬rismo. Sin embargo, a pesar de los esfuerzos, la ansiada reconstrucción no pudo lograrse en la primera década que siguió a la guerra. Finalmente, el desprestigio de los militares después de la derrota y su fracaso en la política de reconstrucción acabaría, nuevamente,en otra guerra civil que enfrentó a civiles y militares, en la llamada Revolución de 1895. El triunfo político de los civiles significaría la caída del segundo período de Andrés A. Cáceres (1894¬1895) y también del segundo militarismo. De esta forma, los civiles recuperan el poder cuando asume el gobierno Nicolás de Piérola (1895-1899). Con éste se inicia, ahora sí de una manera sostenida, unarecuperación económica a la cual le sigue una estabilidad política en el país. Con el gobierno de Piérola se abre, también, un nuevo capítulo dentro de la historia del Perú, que los estu¬diosos han denominado la República Aristocrática (1895-1919). En efecto, a partir del régimen de Piérola un grupo de políticos civiles, gracias a un rápi¬do proceso de recuperación económica iniciado en la últimadécada del siglo XIX, así como a la imposición de un sistema político basado en las alianzas partidistas, el clientelismo y la exclusión de la mayoría del país logró imponer un período de gobiernos estables. De esta manera el crecimiento económico y la estabilidad política obrarían en favor de su legitimación como grupo dominante. Uniendo poder económico con poder político y usando relacio¬nes...
tracking img