Recuerdo de si, conciencia y memoria

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 19 (4634 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 9 de abril de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Recuerdo de Sí, Consciencia y Memoria

[pic]

Si recordarse a sí mismo es tan deseable, ¿por qué es tan difícil de alcanzar? Para contestar esta pregunta debemos volver con más detenimiento, a la cuestión de la atención. Porque la posibilidad de estados más elevados de consciencia en el hombre depende precisamente de ciertas materias finas que produce el cuerpo siendo sometidas a su atención.El proceso de digestión en el hombre se compone de un enrarecimiento progresivo del alimento, el aire y las percepciones que ingiere; y la materia fina de que hablamos se puede tomar como el producto final de este enrarecimiento en condiciones normales. A desemejanza de la carne o la sangre, que se componen de células, esta materia se puede visualizar como en estado molecular, esto es, como enun estado análogo al de los gases o los perfumes. Es, así, extraordinariamente volátil, inestable y difícil de contener.

En el caso del hombre, sin embargo, está sujeta al control psicológico y este control psicológico es la atención. Combinada con la atención, esta materia deviene el vehículo potencial de la autoconsciencia.

En el estado ordinario del hombre – esto es, al actuar comomáquina cuando su proceso interno opera muy independientemente de su voluntad o de su deseo - esta materia fina sigue las leyes que gobiernan a toda materia libre en estado molecular. Se difunde desde aquél en todas direcciones o en las direcciones que le ‘cogen la atención’. Tan pronto como fabricada, o con muy breve retardo, esta materia fina sale a través de él en una u otra forma. Pues paracontenerla o para acumularla requiere voluntad que normalmente no posee, y produce una tensión interior que sólo puede mantenerse con auto-conocimiento y auto-control grandes.

Esta difusión de la energía fina del hombre desde él mismo, toma muchas formas. Puede salir de él normalmente como energía sexual; explotar desde él anormalmente como ansiedad o irritación; filtrarse desde él como envidia oautocompasión. Más comúnmente que esto, sencillamente se difunde desde él para crear el curioso estado psicológico de ‘fascinación’, en el cual un hombre pierde por completo su identidad en una conversación, una tarea, un amigo, un enemigo, un libro, un objeto, un pensamiento o una sensación. Esta ‘fascinación’ es sencillamente, efecto del discurrir hacia fuera de la materia fina desde un hombre, enuna dirección determinada por su tipo y personalidad, y que arrastra su atención con ella. En casos extremos esta succión hacia fuera de la atención puede ser tan completa que el cuerpo del hombre queda por entonces como un ser vacío aún de los rudimentos de la individualidad psíquica. Esta fascinación es el más usual de los modos de gastar la materia fina de la energía creadora del hombre.Constituye, en realidad, el estado habitual del hombre y por esta misma razón ella es irreconocible por completo e invisible de ordinario.

Por las clases más finas y más productivas del trabajo humano, un hombre aprende por el uso de la atención a conservar su ‘fascinación’ en una dirección determinada. Por ejemplo, un buen zapatero permanece durante una hora ‘fascinado’ por la confección de un par dezapatos, un político queda ‘fascinado’ por el discurso que pronuncia, una mujer queda ‘fascinada’ por la carta que está escribiendo a un amigo. Sin esta retención más elemental de la atención en una dirección, ningún buen trabajo de ninguna clase, ni aún el más simple, puede producirse.

Así, hay tres categorías en el gasto ordinario o difusión de la materia fina. La corriente al exterior puedevagar simplemente de uno a otro objeto, de la vista al oído y el pensamiento, a medida que uno u otro fenómeno le coja la atención. Nuevamente, la corriente hacia fuera puede ser atraída por algo que ejerce un fuerte asidero a la atención, una persona que lo divierte, una persona que lo irrita, un libro que interesa, un sonido grato y así sucesivamente. O, por último, por simple esfuerzo de...
tracking img