Recuerdo a mi profesor conductista

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 13 (3159 palabras )
  • Descarga(s) : 4
  • Publicado : 26 de mayo de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
RECUERDO A MI PROFESOR CONDUCTISTA

MATERIA

ENFOQUES TEORICOS PRACTICOS DEL APRENDIZAJE

SALINA CRUZ OAX.

“Recuerdo a mi profesor conductista”

“Recordar es volver a vivir”, reza un viejo adagio que ha permanecido en la mente de los nostálgicos, como único vestigio palpable de una realidad ausente.
En las siguientes líneas describiré momentos que no había querido excavar del baúlde los recuerdos, porque aún permanece latente ese temor de enfrentarme, al carácter impositivo que en ciertos momentos reprimió mis emociones y afloró mis desconfianzas. Pero como toda terapia contra las fobias, era necesario enfrentar los fantasmas del pasado para disfrutar el presente y la realidad. De acuerdo a la información consultada en las lecturas del módulo esta terapia consiste enentrenar al paciente a relajarse en presencia del estímulo desagradable, comenzando por la presencia distante o únicamente la mención del objeto e ir acercándose gradualmente. La terapia supone que la reacción de ansiedad es sustituida poco a poco por la nueva respuesta de relajación, proceso conocido como inhibición recíproca. Afortunadamente este enfrentamiento resultó agradable y estimulante.No ha sido fácil decidirme por que maestro describir en el presente trabajo, estoy seguro que la mayoría de los profesionistas actuales, fuimos educados, por maestros conductistas, incluso podría afirmar que muchos de nosotros hemos sigo conductistas, pero esto lejos de darme pena me alienta, y me hace reflexionar, sobre mi labor docente, porque si hemos sido conductistas en algún momento denuestra vida como educadores, es más lamentable y menos honroso, ser un educador empírico, que lo único que sabe de la enseñanza es la materia que imparte, pero más criticable es, cuando alguien decide dedicarse a la docencia, como “modus vivendi” sin la menor preparación didáctica, ni curricular. Por esto vaya mi reconocimiento a todos los mentores que han hecho de la educación un apostolado, y consu imagen han forjado ese halo entorno a la noble labor de educar.
Entre toda la gama de educadores que han dejado huella en nuestra formación profesional, están presentes aquellos maestros que eran para los alumnos, un símbolo de respeto, suprema autoridad, y rodeados hasta de cierto misticismo. Al menos así me parecía la maestra que me enseño mis primeras letras, la profesora Otilia MéndezCabrera, una señora de edad ya avanzada, vestida siempre de negro, con lentes, peinado siempre impecable, poco comunicativa, hasta con sus compañeros, bajita de estatura, eso lo descubrí mucho tiempo después, porque en ese momento, para mi era un gigante, su entrega a la educación fue total, nunca se casó, a pesar de eso mostraba mucho cariño a la mayoría de los alumnos, siempre expresó que sus hijoseran los niños, a pesar de su edad nunca ambicionó ser la directora de la escuela, su comportamiento dentro y fuera del ámbito educativo era el mismo, difícilmente se le veía reír. Aunque todos los demás profesores de la escuela viajaban diario a la ciudad de Puebla, distante a unos cuarenta kilómetros de mi comunidad, por la distancia y los escasos medios de transporte, ella prefería vivir enla población, en una casa cercana a la escuela, pienso que le tomó mucho cariño al lugar, porque solo se fue de ahí, cuando decidió jubilarse, y fue cuando tenía por lo menos setenta años.
La profesora que estoy describiendo fue mi maestra, en primer año de educación primaria, seguramente fue en mil novecientos sesenta y nueve, ya que ingrese a la escuela a la edad de siete años. Mis hermanosque ya habían estudiado en esa escuela, se compadecían de mí por tener a esa maestra, todos decían que era muy estricta, jalaba las patillas a los alumnos que no cumplían, o se portaban mal, castigaba a los que no hacían la tarea dejándolos sin recreo. Aunque no recuerdo que me hayan jalado las patillas alguna vez, si recuerdo que exigía los trabajos con absoluta limpieza y por esa razón me...
tracking img