Reportaje sobre orientación vocacional en cuba

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 36 (8784 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 3 de diciembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Adolescencia de overol (I)

Las aulas anexas a los centros laborales irrumpen en la enseñanza técnica cubana. Aunque la mayoría las ve como inevitables en la formación de una fuerza imprescindible para el país, hay ajustes pendientes
Desde pequeño, Reynaldo Pavón había acariciado la idea de dedicarse a la electrónica, tal como lo hizo su abuelo. Al concluir la secundaria solicitó laespecialidad, pero como no le fue otorgada, se decidió por la Mecánica Industrial.
Próximo a concluir el tercer año en el instituto politécnico Luis de Feria Garayalde, en Holguín, y con 18 años cumplidos, Reynaldo afirma que esa fue la mejor elección: «He llegado a sentir una fuerte inclinación por el mundo de la mecánica».
Junto a sus compañeros, el joven realiza las prácticas de la especialidad en lostalleres de la fábrica de implementos agrícolas Héroes del 26 de Julio.
«Conocemos una variedad de equipamientos mucho mayor a la existente en la escuela, tenemos más contenido de trabajo y estudio, y los tutores son los mecánicos más veteranos de la fábrica. Quien no aprende es porque no quiere», afirmó.
Este joven, como otros muchos, ha vivido una nueva sensación. Llegar por vez primera a unafábrica o un taller puede ser un impacto jamás olvidado. El ruido de las máquinas, las botas y overoles con grasa y polvo, el calor... Pero todo eso se deja a un lado cuando se ve nacer de entre las manos un bien necesario socialmente.
La Educación Técnica Profesional (ETP) es una de las enseñanzas más caras. Requiere de recursos materiales, maquinarias e instrumentos para formar habilidades enlos alumnos. Y aunque unas manos poco diestras pueden dañar herramientas valiosas o gastar más material del necesario para lograr determinado fin, no puede formarse un técnico sin emplear muchas horas en la práctica de su futura profesión.
En los años de período especial y con el derrumbe del campo socialista, gran suministrador de bienes para los institutos politécnicos, la enseñanza se deprimió.Los viejos talleres no responden hoy, ni en tecnología ni en recursos, a las necesidades de formar a un técnico que sea competente al llegar a la empresa.
La enseñanza técnica se convirtió entonces en poco atractiva, salvo las especialidades de Informática y Contabilidad, «trampolín» no pocas veces usado para llegar a la universidad sin tener que pasar por el preuniversitario en el campo.
Antela falta de técnicos que se hace sentir en el país fue necesario buscar maneras de rescatar esa enseñanza. Una de ellas fue la creación de las aulas anexas en los centros laborales afines a las especialidades de los politécnicos, donde los muchachos se forman con la práctica requerida.
En los dos últimos cursos escolares, este tipo de enseñanza ha realizado transformaciones importantes, con elobjetivo principal de retomar el papel que debe desempeñar en la sociedad cubana, que no es solo el de ser una enseñanza terminal, sino el de garantizar la fuerza de trabajo calificada que necesita cada territorio del país.
A partir del próximo curso escolar la matrícula tendrá un incremento sustancial. Si hasta ahora iban al preuniversitario entre un 50 y un 60 por ciento de los egresados denoveno grado, mientras un 40 por ciento se dirigía a los tecnológicos, hoy la cifra se invierte.
Sigue prevaleciendo el principio de que la oferta debe responder a la demanda de los organismos, y de que los jóvenes tengan garantía de ubicación laboral.

¿Modalidad aceptada?

Las aulas anexas no cayeron del cielo. Surgieron ante la imperiosa necesidad de formar técnicos capaces de dominar lastecnologías, con la eficiencia que requiere el mundo ante los desafíos del futuro. En Matanzas comenzó este curso la experiencia, que pone a los organismos a correr en aras de que las cosas salgan bien.
«Adquirimos muchos conocimientos cuando nos llevan a los centros de trabajo a calibrar las bombas de gasolina o los tanques de combustible», asegura Rachel Pérez, estudiante de tercer año en...
tracking img