Restauracion

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 8 (1860 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 9 de marzo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
TEMA II. RESTAURACIÓN DEL ABSOLUTISMO E INTENTOS LIBERALES DURANTE EL REINADO DE FERNANDO VII

1) Antecedentes.

Tras la guerra, el país, se veía sometido al enfrentamiento político entre liberales y absolutistas, ambos a la expectativa de la postura que tomase Fernando VII a su regreso del cautiverio. Éste aceptó el ofrecimiento de algunos generales de colaborar en la reposición delabsolutismo monárquico. La acción contrarrevolucionaria del Ejército contaba con el apoyo de 69 diputados serviles que rechazaban la legislación gaditana y, los cuales, redactaron el Manifiesto de los Persas. Es el primer documento de la historia de España que presenta las posiciones de un grupo político, y en él encontramos una defensa teórica del retorno al absolutismo como forma de gobierno. Fuepresentado a Fernando VII con anterioridad a su decreto de anulación de la obra de las Cortes de Cádiz (4 de mayo de 1814).

2) Restauración absolutista. 1814-1820.

2.1.- Abolición de la Constitución de 1812:

En mayo de 1814, Fernando VII declaró ilegal la convocatoria de las Cortes de Cádiz y anuló toda su obra legisladora.

2.2.- Represión:

España volvía a la situaciónanterior a la “francesada”, mientras la represión obligaba a liberales y colaboradores del Gobierno de Bonaparte a tomar el camino del exilio.

Tras la caída del emperador francés, la contrarrevolución diseñada por la Santa Alianza daba un nuevo empuje al absolutismo de Fernando VII, quien intentaba borrar de la memoria de los españoles el recuerdo de una Constitución que hacía resistir lasoberanía no en el Rey, sino en la nación.

Apoyado en la Iglesia y en los terratenientes, el rey liquidó la libertad de prensa y resucitó la Inquisición. Los jesuitas volvieron a España.

2.3.- Restauración statu quo ante 1808:

2.4.- Relaciones con la Iglesia:

La Iglesia colaboraba con el Santo Oficio delatando a los liberales. Sin embargo, la relación entre el Rey y la Iglesia no dabalugar a las consecuencias esperadas: decrecían las rentas eclesiásticas y el clero sufría una notable disminución a causa del desbarajuste producido por la guerra. Cuando la Iglesia exigió la devolución de sus tierras, Fernando VII se negó, confirmando la nueva distribución de la propiedad, en manos ahora de latifundistas afectos al gobierno.

2.5.- Malestar en el Ejército:

Muchosmilitares que lucharon contra los franceses se oponían a la restauración del Antiguo Régimen, y algunos de ellos conspiraban por el establecimiento de las leyes de Cádiz con la ayuda de las sociedades patrióticas.

Distintos oficiales desahogaron su decepción en una serie de intentos golpistas (pronunciamientos) encaminadas a liquidar el absolutismo y a poner en vigor la constitución gaditana.Fracasaron en su empeño hasta el triunfo en 1820 de riego, que encabezaría el censo de pronunciamientos triunfantes a lo largo del siglo que ofrecían la posibilidad de dar un giro al régimen mediante la alianza de los mandos militares y la prensa.

Las conspiraciones del ejército se nutrían del descontento popular debido a la situación calamitosa provocada por la guerra.

2.6.- El problema dela Hacienda:

La independencia de América privaría a los españoles de un mercado generoso que habría podido contribuir a su despegue económico, y al Estado, de los medios necesarios para la reconstrucción del territorio. Un panorama negativo que se veía complicado por la política inmovilista de Fernando VII, cuyo empeño en revitalizar el Antiguo Régimen retrasó aún más el comienzo de la eraindustrial. Por último, el cambio constante de ministros y la escasa preparación de muchos de ellos entorpecieron la política económica del Gobierno, sometido a las contradicciones del viejo sistema tributario.

3) Trienio Liberal.

3.1.- Rebelión de riego y rebelión militar:

En 1820, Rafael Riego, al frente de unas tropas dispuestas cerca de Cádiz para su traslado a América, se...
tracking img