Sassa

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 8 (1946 palabras )
  • Descarga(s) : 7
  • Publicado : 22 de agosto de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
La Nueva Europa
Polonia, la Republica Checa, Eslovaquia y Hungría ya no tenían nada que ver con la división artificial de la región que se había hecho en tiempos del bloque soviético. Ahora habían vuelto a ser lo que siempre habían sido Europa Central y los países de Europa del Este, los más atrasados de la región, eran naciones como Ucrania y Bielorrusia. Los países de Europa Central o “lanueva Europa”. La “Europa central” como la Republica Checa, habían estado incluso entre los más ricos de toda Europa antes de la segunda guerra mundial. Me había decidido a visitar Polonia y la República Checa después de leer un informe de la Confederación de las Naciones Unidas para el comercio y el Desarrollo (UNCTAD), según el cual estos dos países atraerían más inversiones extranjeras en lospróximos años antes que México, Brasil, Argentina, y cualquier otro país latinoamericano. Para los inversionistas polacos y extranjeros el ingreso en la UE significaba que Polonia pronto podría ser usada como una plataforma desde donde podrían producir a bajo costo y exportar a un mercado de 450 millones de europeos sin barreras aduaneras. La UE pronto comenzaría a dar a Polonia unos 2 500 millones dedólares por año en fondos de cohesión para construir carreteras, escuelas, hospitales y otras obras de infraestructura, como lo habían recibido España, Grecia Irlanda y otros países en el momento de su entrada en la comunidad económica regional, ayudó a hacer más “vendibles” las privatizaciones y otras reformas socialmente dolorosas, lo que más me sorprendió fue la forma casi unánime en que laclase dirigente polaca celebraba el hecho de que la ayuda económica europea venía con estrictos condicionamientos en materia de honestidad, transparencia y disciplina económica. Polonia y la República Checa se ufanan de estar creciendo. Los checos sabían que la mejor manera de agregado y para eso necesitaban aumentar su nivel de vida era atraer empleos de alto valor agregado y para esonecesitaban gente sumamente preparad. A mediados de los noventa comenzaron a destinar un presupuesto mayor que la media europea a las universidades técnicas y científicas. En apenas diez años se había suplantado el ruso por el inglés como materia obligatoria en las escuelas. El idioma que le seguía en preferencia era el alemán, que había sido escogido a menudo como segundo idioma. El gigante alemán Siemens,uno de los primeros grades inversionistas en Europa central había adoptado el inglés como su idioma corporativo. Y cuando corrió la voz en los países de Europa central que las fábricas extranjeras preferían contratar gente con el conocimiento de inglés, los jóvenes habían comenzado a estudiar el idioma casi de inmediato. Las empresas multinacionales deciden invertir en un país sobre la base detres factores principales: la estabilidad política y económica, los costos laborales y los costos de transporte. La “nueva Europa” atraerá una porción cada vez mayor del capital disponible para inversiones en el planeta, en materia de comercio la competencia de la nueva Europa podría desplazar a muchos países latinoamericanos de los mercados de Alemania, Francia y otros países de la “vieja Europa”productos como el acero, piezas de automóviles y maquinaria en general, Alemania, Francia y España encontrarán mucho más conveniente remplazar a proveedores latinoamericanos como México y Argentina por nuevos en Polonia y sus vecinos. La nueva Europa como Corea del Sur pasará a ser una potencia industrial media que creará sus propias multinacionales en un futuro cercano. América latina puedequedar desplazada del mercado europeo.
Las falacias de George W. Bush
El gobierno de Bush estaba absurdamente cerrado a considerar cualquier plan que significara un mayor compromiso económico de Estados Unidos con el crecimiento de América Latina. Para Bush la única solución era el libre comercio. Durante la presidencia de Bill Clinton el mantra de la casa blanca para la región fue “Trade, not...
tracking img