Schopenhauer y la mujer

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 5 (1126 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 9 de diciembre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Una mirada a la mujer
Por: Esaú Vega Jiménez

La mujer en el pensamiento del filósofo alemán Arthur Schopenhauer, es vista como un ser inferior al hombre, inferior tanto en fuerza como en la capacidad intelectual. La mujer es simplemente un estado intermedio entre el hombre y el niño, es decir nunca llega a una evolución tan perfecta, si se le puede llamar así, como la del hombre.
Estasafirmaciones de inmediato incitan a la cuestión de: ¿cómo puede decir tal cosa? ¿En qué se fundamentan sus premisas? Schopenhauer nos habla de la mujer como una simple herramienta de la voluntad, una herramienta que como fin específico tiene el mantener la especie, es decir la procreación. Esta mujer vista como un simple artefacto ni siquiera se da cuenta de esto, prueba de ello es que sigue conorgullo su vida, se jacta de sus “logros” académicos e incluso llega a enorgullecerse de los “logros” que tiene como madre. Esta credulidad, o ignorancia, hace que la mujer se abrace como tal, es decir que se acepte como mujer, pero si es una simple herramienta, si es un simple vientre, si es sólo un artículo de placer y procreación yo pregunto ¿quién quiere ser mujer? ¿Quién con una pizca de razóndesearía ser mujer? Para Schopenhauer es justo en este punto donde podemos contemplar, más claramente, esa inferioridad de intelecto en la mujer.
Teniendo esto claro, lo que a continuación nos dice Schopenhauer es sencillo de deducir. Puesto que la naturaleza no ha dotado a la mujer de una razón o una fuerza superior, le otorga el arma de la belleza. Ciego tendrá que ser aquel hombre que se atrevaa negar la belleza de las mujeres, Schopenhauer con su frio y duro pensamiento, depurado de todo romanticismo, nos dice que la belleza en la mujer es pasajera, es un arma que tiene fecha de caducidad. La belleza de la mujer durará tanto tiempo como sea necesario, es decir el tiempo suficiente para enamorar a algún hombre, cumplida esta tarea la belleza se escurrirá como agua entre los dedos. Labelleza le sirve a la mujer para asegurar su futuro, hechiza a un hombre a tal punto de que él decide hacerse cargo de ella durante toda su vida. Y he aquí una pregunta que nace en mi mente ¿No será la caballerosidad una prueba más de lo que nos afirma Schopenhauer, es decir, de esa inferioridad de la mujer?
La caballerosidad es, sin temor a equivocarme, una actitud que el hombre toma anteaquella mujer que de algún modo le atrae o ante aquella mujer a la cual ve con compasión. Cuando la mujer es vista con compasión, no puede negarse que se le ve como a alguien inferior, en el caso en el que la mujer atrae al hombre, la caballerosidad se presenta debido a ese hechizo que la belleza logra en hombre, pero también se nota un proteger a la mujer, y seamos sinceros, a quien se protege essiempre al débil.
La mujer, además de ser bella, es astuta, afirma Schopenhauer. Su astucia le otorga la gran capacidad del disimulo, es decir, es claro que tanto hombres como mujeres desean, y ese deseo no va a contenerse, sin embargo, los hombres somos torpes en el arte del disimulo, por su parte, las mujeres, son tan hábiles en dicho arte, que son capaces de incluso saber cuándo alguien lesmiente. Incluso el acto de ser infiel, en la mujer tiene una justificación natural, que quizá ellas mismas desconozcan, pero que sin embargo, llevan grabada en lo más profundo de su razón, la mujer posee incluso una moral inconsciente que es: “Estamos autorizadas a engañar a los que apenas cuidan de nosotras, el individuo, creyendo haber obtenido un derecho sobre la especie. La constitución y, enconsecuencia, el bien de la especie, por medio de la generación procedente de nosotras, se ha puesto en nuestras manos y se ha confiado a nuestro cuidado: velaremos por ella con esmero”. En este fragmento se deja ver de nuevo la mano de la voluntad manipulando a placer a la mujer, usándola como artefacto para cumplir con lo que la misma voluntad manda.
Es así pues, visto a grandes rasgos, como...
tracking img