Segunda parte de crimen & castigo: capitulo vii

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 8 (1920 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 24 de septiembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Segunda Parte
Capitulo VII
Paginas 157- 174
Materia: Literatura

Introducción
Raskolnikov se acerca a la escena en donde esta la gente alrededor, para ver lo sucedido entonces se da cuenta que la victima es ex funcionario que conoció en la taberna la semana pasada. Enseguida se hace cargo de él ya que esta muy grave.
Hace lo posible para que Marmeladov siga con vida, ya que loconsidera un gran amigo…

Desarrollo
Personas detenían los caballos por el freno y los policías detenía al publico que se acercara, había pasado una desgracia un señor atropellado Raskolnikov se acerco más a la escena. Señor ebrio que vestía trapos pero no de tan pobre, Raskolnikov se había colocado en primera fila mientras que la gente hablaba del hecho y se dio cuenta que es Marmeladov, el exfuncionario que conoció en la taberna la semana pasada. lo que se tenia que hacer era llevarlo al hospital pero quedaba más cerca su casa y Marmeladov derramaba mucha sangre, así que se lo llevaron a su domicilio en el edificio Kozel, Raskolnikov en seguida lo hizo y dijo que llamen un medico que él lo pagara todo, varias personas se ofrecían para transporta a la victima. Mientras que la esposa deMarmeladov paseando en la estancia hablando con su hija Polia que tiene diez años que en el momento estaba desnudando a su hermanito menor para acostarlo ya que estaba enfermo todo el día, cambiar la camisetita para lavarla y Catalina le decía a su otra hija cubierta con verdaderos andrajos, la puerta que estaba en la escalera estaba abierta. Catalina en esta semana había adelgazado mas y mas fuertelas manchas rojas de sus mejillas.
Catalina hablaba de lo felices que eran antes en la casa de su primer esposo que había muerto, y la desgracia de vivir con Marmeladov, su primer esposo tenia un titulo de coronel algo así como gobernador de provincia y faltaba poco para hacerlo ya la gente le decía a Iván Mikhailich como nuestro gobernador. El ultimo baile en el palacio del mariscal de lanobleza, me vio la princesa Bezzemelnya y el príncipe Schegolski bailo con Catalina y después fue a su casa a pedir su mano, pero ella lo rechazo amablemente por que estaba enamorada de Iván, platicaban mientras que lavaban, camisetitas y medias mientras que Lyda dormirá sin camisetita. En eso llega la victima con Raskolnikov y mas gente Catalina estaba muy sorprendida por lo sucedido junto con sus otroshijos mientras Raskolnikov decía que lo acostaran en el diván y dijo de nuevo que buscaran al medico que en la casa enseguida vive uno, humedeció una toalla que encontró en mano comenzó a lavar el rostro de la victima, Catalina estaba de pie respirando igual ella necesitaba ayuda, así que Raskolnikov pensó que hizo mal llevarlo a Marmeladov herido a su domicilio. Entonces Catalina le grito aPolia que fuera por Sonia, los agentes se iban excepto uno que cuidaba a los curiosos que no vieran lo que pasaba y Catalina les gritaba que lo dejaran morir en paz que tuvieran respeto hacia Marmeladov, llego Amelia Ludvigna para poner orden que tiene un mal carácter y pendenciera ella decía que era Ivanovna no Ludvigna y empezó a discutir con Catalina, abrió los ojos Marmeladov sin reconocer anadie miro fijamente a Raskolnikov, Catalina lo vio con tristeza y sus lagrimas caían en su mejillas , un sacerdote articulo débilmente, entonces la victima vio a Lyda que temblaba en el rincón con fiebre lo miraba con ojos tristes y dijo muy débil que estaba descalza y Catalina le contesto que, que esperaba, ya sabia por que estaba así ella, entro el medico era un viejillo escrupuloso que miraba enderredor con muestras de cierta desconfianza. Le tomo el pulso, examino la cabeza con detenimiento luego con Catalina le desabrocho la camisa, las heridas eran horribles, en la izquierda en el lujar del corazón véase una gran mancha oscura con bordes amarillentos: marca de una herradura. Dijo que ya no hay esperanza mínima, además de su herida muy gravísima en la cabeza, apareció un sacerdote...
tracking img