Sindrome colon irritable

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 52 (12818 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 27 de febrero de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
DETERMINACIÓN DE LOS FACTORES DE RIESGO ASOCIADOS AL SÍNDROME DEL COLON IRRITABLE EN EL ESTUDIANTADO DE LA UNIVERSIDAD METROPOLITANA.

Presentado a: JOSÉ VIVAS.

Por: AMPARO LUZ DE ARMAS VÉLEZ. Estudiante de sexto semestre de Medicina. Universidad Metropolitana.

UNIVERSIDAD METROPOLITANA FACULTAD CIENCIAS DE LA SALUD PROGRAMA DE MEDICINA BARRANQUILLA 2010

TABLA DE CONTENIDO

LISTADE TABLA

Nº Tabla 1. Criterios de Roma II.

Pág. 12

2. Diagnóstico diferencial del Síndrome del Colon Irritable.

Xx

LISTA DE FIGURAS

Nº Figura
1. 2. 3. 4. Hiperalgesia visceral. Mecanismo de diagnóstico del Síndrome del Colón Irritable. Actidud ante la sospecha de un Síndrome del Colon Irritable.

Pág.
XX XX XX

Aproximación al paciente con síntomas sugestivos de Síndrome delColon Irritable. XX

ABREBIACIONES Y SIMBOLOS

CVRS: Calidad de vida relacionada con la salud. ECA: Ensayo clínico aleatorizado. IC: Intervalo de confianza. OR: Odds ratio. RR: Riesgo relativo. RS: Revisión Sistemática. S.C.I: Síndrome del Colon Irritable. SERT: Proteína transportadora de la serotonina.

INTRODUCCIÓN

ANTECEDENTES Se dice que el Síndrome del Intestino Irritable fuedescrito por primera vez en 1812 por el médico inglés William Powell [9]. La falta de diagnósticos ó criterios claros para el S.I.I, es una de las principales razones por la que los estudios epidemiológicos, fisiopatológicos y terapéuticos resultan dificultosos. Sin embargo, desde finales de los años 70, el interés por el S.I.I ha crecido de forma notable y avanzada en su conocimientofisiopatológico y manejo terapéutico (aunque no se ha llegado a establecer pautas generales). El primer intento de definir los síntomas capaces de establecer un diagnostico del S.I.I fue el realizado en 1978 por Manning y colaboradores. Después, los diagnósticos ó criterios del S.I.I han pasado de ser meros diagnósticos de exclusión a entidades clínicamente específicas con criterios diagnósticos precisos; talescomo los primeros, llamados “criterios de Roma” que comenzaron en 1988 utilizando metodología Delphi. Estos criterios iniciales fueron modificados en varias ocasiones hasta publicarse en 1999 los “criterios de Roma II” en los que se habían incorporado nuevos conocimientos y más evidencias científicas. No obstante, el tiempo y su aplicación demostraron que tenían diversas limitaciones y queclaramente podían ser mejorados. Con esta intención nacieron los “criterios de Roma III” que se han presentado en DDW 2006 y que se recogen en el volumen de Abril de Gastroenterology así como en un libro publicado a tal efecto.

Durante las dos últimas décadas se ha tratado de incrementar la atención hacia la investigación y cuidados clínicos en pacientes con SII. Lo primero que se ha intentado escambiar la concepción de este trastorno, esto es, pasar de un modelo reduccionista encaminado a identificar una única etiología biológica subyacente a un modelo más integrador de la enfermedad (Drossman, 1999). En este enfoque de corte biopsicosocial, los síntomas pueden ser entendidos como fisiológicamente multideterminados (alteraciones en la motilidad intestinal, hipersensibilidad visceral,disfunciones en el eje cerebro- intestino) y modificables por influencias socioculturales y psicosociales. Por tanto, la enfermedad tendría causación múltiple, y múltiples también serían sus efectos (Amigo, Fernández y Pérez, 1998). Una concepción así nos lleva a ciertas implicaciones clínicas como son, por ejemplo, que en el proceso diagnóstico de pacientes con SII debe considerarse el papel interactivode los factores biológicos, psicológicos y sociales a la hora de evaluar la salud o enfermedad de la persona. Por otra parte, también en el tratamiento deben considerarse los tres tipos de variables mencionadas, ajustando la terapia a las necesidades particulares de cada persona y, por último, cabría destacar la importancia de la relación paciente-clínico, ya que sabemos que una buena relación...
tracking img