Sobre el hombre de las ratas

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 9 (2163 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 28 de noviembre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
EL PADRE, UNA VEZ MÁS: Apuntes sobre "El Hombre de las Ratas" Patricia Leyack

(*) Presentado en las Jornadas de Carteles, Escuela Freudiana de Buenos Aires Octubre 1999 La letra chica del texto freudiano trae el término alemán para Quevedos. Es "Zwicker", palabra derivada del verbo "Zwicken", que significa "pellizcar", "atenacear", "torturar". Para "pellizcar" hay aún otro sinónimo, "kneifer",que remite, además, a "esquivar un compromiso". Ernst Lanzer, lo consigna el historial, tocaba y pellizcaba a las muchachas de su casa cuando niño. Y esquivando un compromiso, se muestra el Hombre de las Ratas en la abrumadora sintomatización en torno a la recuperación de los quevedos, donde quedan articuladas delirantemente la muchacha de la estafeta postal y la deuda. Esquivar el compromiso conel deseo define al Hombre de las Ratas en su vida. Para ello, la postergación reiterada que resulta en una inhibición generalizada, da sus frutos. El hecho de que Ernst Lanzer escamoteara no sólo en el relato a Freud, sino a sí mismo, algo que supo desde el comienzo y es que había sido la muchacha de la estafeta postal quien había pagado por él los quevedos, indica que para el Hombre de las Ratasno cuestionar la palabra del capitán cruel era imperioso. Este capitán, que cometió un error al informarle que el dinero se lo debía al teniente primero A, le producía angustia a Ernst por su tendencia manifiesta a la crueldad. Ante la imposibilidad de cuestionar la palabra de este Otro, capitán de un goce cruel, nuestro hombre armó un com0plicadísimo y torturante síntoma: representaciones contrarepresentaciones que asientan sobre una premisa, sabida falsa por él. Escamotearse esta información a sí mismo resguarda un punto de goce que lo tiene sujeto. Punto de goce que lo muestra en una alarmante pasividad ante otro hombre. Algo que está en serie con la sujeción al amigo que lo calma de sus delirantes obsesiones de ser un criminal; también con la "parada" viril que necesita hacer antelos oficiales de carrera... Se trata en última instancia de la pasividad ante el padre, de cuyas fallas nos ocuparemos. En las tempranas palabras del padre: "Este chico será un gran hombre o un gran criminal", ya está planteada para Ernst Lanzer la encerrona binaria de corte obsesivo. El desencadenamiento de la enfermedad, los planes matrimoniales que para él tenía la madre, lo encierran en lareproducción del mito familiar: casamiento por conveniencia (como el padre) o por amor. Esto, sabido por él, pero a lo cual no adhirió cuando Freud se lo subrayara, provocó una respuesta desde el inconsciente: un sueño transferencial en el cual él queda en posición de objeto frente a un supuesto deseo de Freud de

casarlo/cazarlo con su hija. Hija con quien él no se casaría por sus bellos ojos –dice la letra del sueño-, sino por el valor de dinero que éstos exhiben, al cual su propio goce lo ata. Es necesario plantear la siguiente pregunta: ¿por qué el hijo, puesto ante las mismas coordenadas que el padre: conflicto amoroso entre una amada pobre y una rica y una pérdida en el escenario militar, se llena de una angustia torturante y produce síntomas hasta el límite del delirio? Dice Freud(1) que un acontecimiento históricamente vivido en una generación, puede resultar en rasgo de carácter en la siguiente y síntoma en la tercera. En el padre, la doble deuda de amor y de dinero no produjo pregunta subjetiva: pudo vivir con ella, alojarla como rasgo de carácter. Su yo se acomodó homeostáticamente a estos hechos. "Los impasses no resueltos en la situación original se desplazan" –diceLacan en "El mito individual del neurótico"- "y se repiten en otros puntos de la red". ¿Qué quiere decir Lacan con "estos impasses no resueltos en la situación original"? Sin duda, que sus actores fueron sordos al peso y a las consecuencias de sus actos; que las posiciones ilegítimamente alcanzadas por el padre y anudadas al dinero, no hicieron eco en un sujeto ques e preguntara por la causa de...
tracking img