Socrates - criton

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 5 (1221 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 7 de noviembre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Critón o del Deber

“¿debemos hacer tanto aprecio de la opinión del pueblo? ¿No basta que las personas más racionales, las únicas que debemos tener en cuanta, de qué manera han pasado las cosas?” Ésta es la pregunta que Sócrates hace a Critón, pero con un trasfondo muy interesante, pues es como tener un dilema moral, en el cuál nuestra parte racional nos insta a vivir con forme a nuestrosvalores y la parte animal que busca la supervivencia a toda costa V.gr.
Un joven que ha sido educado en los valores universales y posee entre sus cualidades la amabilidad, ve a su amiga en problemas y hace todo lo posible por ayudarle, mas ésta joven tiene problemas con el alcohol o el tabaco y conocida como problemática ¿debería el joven ayudarla o no? En orden al bien la respuesta es un “si”, esentonces cuando la gente comienza a murmurar y el joven es reprendido por aquel viejo dicho “no hagas cosas malas que parezcan buenas, ni buenas que parezcan malas” y como sabiduría popular y consejo de los mayores ¿no sería una imprudencia omitir su observancia? ¿qué opinaría Sócrates? ¿qué nos dicta la conciencia y la enseñanza que se nos ha trasmitido? ¿no será acaso ignorar las opiniones de lagente que, ignorante de lo acontecido con la joven, opina solo de acuerdo a especulaciones?
Esto no está lejos de nuestra realidad cotidiana, hombres y mujeres que viven la vida de acuerdo a lo dictado por la mayoría, carente de conocimiento total de cualquier circunstancia y sin criterio, ignorante de la situación de su propio entorno, comunidad, pueblo, región o país y sin mencionar la situacióninternacional. Un claro ejemplo de que esto suceda, es el sensacionalismo periodístico sobre cualquier hecho relevante o irrelevante de dominio público, puesto que la información no llega completa, sino de manera parcial, no se presentan los hechos de forma objetiva, sino con tinta cargada para generar división de opiniones, podríamos agregar a esto la falta de criterio del propio espectador y,aun así, capaz de emitir juicios, de los cuales, ni siquiera está seguro o había escuchado en su vida. Y podríamos preguntarnos, pues ¿cuál es el deber de los periodistas? Y ¿cuál el deber del informado?
Sócrates, pues, busca una respuesta sencilla a una sencilla cuestión, ¿cuál es nuestro deber? ¿escuchar a los sensatos o a los insensatos? Pero esto no es más que la introducción a un temasuperior ¿qué y cuál es el deber? Y ¿quién lo hará cumplir y hacer valer? Y es aquí donde señala lo que es justo y lo que es injusto al usar una alegoría, dándole vida al estado y un discurso que no es, sino la representación de la sociedad que para buscar el mejor modo de vida y convivencia, que ha decidido y dictado una serie de normas y reglamentos que rijan el modo de vida, proceder, elcomportamiento aceptado y esperado de los ciudadanos, que bajo su propia voluntad han aceptado, conociendo las consecuencias, y sabedores de sus derechos y las respectivas obligaciones que emanan del uso del derecho.
Es, pues, claro para la sociedad que, se ha adherido de manera voluntaria y consuetudinaria, a la tutela del estado, y es, quizá, como Francecsco Carnelutti lo refiere en su obra “Arte delDerecho” que a falta de amor para mantener ligados a los hombres, existe el derecho para obligar a los hombres a convivir de forma cordial esto claro bajo la figura del Estado que no existe sin el derecho y viceversa. Dicho esto, podremos considerar la posición que toma Sócrates frente a las “razones” emitidas por Critón, que le suplica encarecidamente que huya y viva libre frente a la injusticia quele imputan sus adversarios. Pero es el mismo Sócrates quien se entrega en manos de los injustos y decide no huir, más que por la vergüenza de ser llamado cobarde, por la vergüenza de faltar a sus palabras y a los máximas de vida con las cuales vivió y defendió con vehemencia, y por si fuera poco para velar por la seguridad jurídica.
Es él mismo quien se considera detractor de la ley, ley que...
tracking img