Sucesos biblicos

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 32 (7893 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 29 de mayo de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
EL OSCURECIMIENTO DEL SOL ocurrió el 19 de mayo de 1780 y se extendió por toda Nueva Inglaterra y en la costa atlántica desde el sur hasta las regiones desconocidas del norte. Fue causa de gran alarma y perplejidad para muchos que creyeron que había venido el fin del mundo.
El evento sobrenatural comenzó entre las diez y las once de la mañana del vienes de la fecha ya mencionada, y continuóhasta medianoche de la noche siguiente. Toda actividad quedó paralizada. Las escuelas se clausuraron a las once del día y a mediodía la gente estaba encendiendo velas. "A las ocho de la noche, la oscuridad fue tan impenetrablemente densa que hizo enteramente imposible el viajar; y aunque la luna se levantó casi llena como a las nueve, no dio suficiente luz para hacer capaz de distinguir entre loscielos y la tierra" ("Great Events of the Greatest Century", pág.44).
Esa misma noche, LA LUNA parecía como bañada en sangre. Milo Bostwick escribe: "Mi padre y mi madre, que eran devotos, creyeron que el día del Juicio ya acercaba. Velaban toda la noche y dijeron que en la última parte de la noche la obscuridad desapareció y que el cielo tomó su aspecto de costumbre; mas la luna, que fue llena,tenía la apariencia de sangre".
Este día oscuro jamás fue explicado. Aunque se han ofrecido diversas teorías, ninguna de ellas resiste la prueba de la ciencia. Algunos piensan que se trataba de un simple eclipse de sol. Para tal efecto, el sol, la luna y la tierra deben ser una línea directa, siendo la luna entre los dos. Un estudio calculó la posición de los planetas en aquel día y el resultado fue:ECLIPSE IMPOSIBLE. Un verdadero eclipse dura un pequeño período, sin embargo esta oscuridad duró la mitad del día y la mitad de la noche también.
Qué verdad puede ser más obvia que la que es repetida vez tras vez en la Biblia? Con todo esto, el pronto regreso de Jesús a esta tierra es una de las verdades que muchos no conocen.

Miremos lo que la Escritura dice acerca de ese glorioso día queestá a las puertas, el día en que Cristo regresará a este planeta a recoger a los suyos.

UNA de las verdades más solemnes y más gloriosas que revela la Biblia, es la de la segunda venida de Cristo para completar la gran obra de la redención. Al pueblo peregrino de Dios, que por tanto tiempo hubo de morar "en región y sombra de muerte," le es dada una valiosa esperanza inspiradora de alegría conla promesa de la venida de Aquel que es "la resurrección y la vida" para hacer "volver a su propio desterrado." La doctrina del segundo advenimiento es verdaderamente la nota tónica de las Sagradas Escrituras. Desde el día en que la primera pareja se alejara apesadumbrada del Edén, los hijos de la fe han esperado la venida del Prometido que había de aniquilar el poder destructor de Satanás yvolverlos a llevar al paraíso perdido. Hubo santos desde los antiguos tiempos que miraban hacia el tiempo del advenimiento glorioso del Mesías como hacia la consumación de sus esperanzas. Enoc, que se contó entre la séptima generación descendiente de los que moraran en el Edén y que por tres siglos anduvo con Dios en la tierra, pudo contemplar desde lejos la venida del Libertador. "He aquí que viene elSeñor, con las huestes innumerables de sus santos ángeles, para ejecutar juicio sobre todos." Judas 14, 15. El patriarca Job, en la lobreguez de su aflicción, exclamaba con confianza inquebrantable: "Pues yo sé que mi Redentor vive, y que en lo venidero ha de levantarse sobre la tierra; . . . aun desde mi carne he de ver a Dios; a quien yo tengo de ver por mí mismo, y mis ojos le mirarán; y ya nocomo a un extraño." Job 19:25-27.

La venida de Cristo que ha de inaugurar el reino de la justicia, ha inspirado los más sublimes y conmovedores acentos de los escritores sagrados. Los poetas y profetas de la Biblia hablaron de ella con ardientes palabras de fuego celestial. El salmista cantó el poder y la majestad del Rey de Israel: "¡Desde Sión, perfección de la hermosura, ha resplandecido...
tracking img