Tacto pedagogico

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 23 (5544 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 29 de febrero de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
“El tacto pedagógico” En las relaciones entre el docente y los estudiantes.

Conviene que las relaciones que el grupo de estudiantes desarrolla con las y los docentes, sean seguras y afectuosas. Estos lazos se van fortaleciendo diariamente, con la guía del maestro y la seguridad emocional que éste les pueda dar.

El docente juega entonces un papel fundamental en la vida de la y elestudiante, pues por una parte, es el encargado de facilitar el aprendizaje, pero también se espera que provea a la niña y al niño de seguridad emocional, lo conduzca o guíe y atienda la diversidad, en cuanto a comportamientos. Al respecto Ringness (citado por Zúñiga, 1997, p. 66) argumenta que “el maestro es quien establece el clima emocional a través de sus actitudes y la forma en que conduzca lasactividades”.

Ese ambiente emocional que se genera en las aulas, producto de las interacciones personales, puede marcar pautas positivas en pro de la participación más fluida del estudiantado, así como la demostración de una amplia gama de sentimientos. Para lograr este cometido, conviene que los docentes establezcan una relación de empatía, donde el afecto, la confianza, el respeto, el diálogo y lacomprensión estén siempre presentes, con el fin de crear un ambiente positivo basado en el afecto y la autoridad.

Van Manen (1998) explica lo importante que es para los educadores, tener tacto en las interrelaciones con sus estudiantes. Para él, el tacto implica una gran sensibilidad y una percepción consciente que debe procurar, en este caso, el educador, con la y el estudiante; como bien losseñala éste, “...una persona que tiene tacto posee la habilidad de saber interpretar los pensamientos, las interpretaciones, los sentimientos y los deseos interiores a través de claves indirectas como son los gestos, el comportamiento, la expresión y el lenguaje corporal” (1998, p. 137).

Cuando el docente es muy respetuoso, reflexivo, considerado, sensible, perceptivo, discreto, cortés ycariñoso, el tacto pedagógico marcará la diferencia entre las relaciones con los educandos, pues asume la responsabilidad de proteger, educar y ayudar a las y los estudiantes a “madurar psicológicamente”.

Van Manen (1998) señala que con el tacto pedagógico, se persigue que en la relación entre docente y estudiante se logre:

a- Proteger lo que es vulnerable. Permite al docente resaltar las cualidadesque poseen la niña y el niño.

b- Aprender a sobrellevar el dolor.

c- Permitir a la niña y al niño momentos para la toma de decisiones. El adulto fomenta espacios donde el estudiante pueda tomar decisiones y actuar por sí mismo. Para ello resulta fundamental desarrollar una relación comunicativa equilibrada.

d- Reforzar lo que es bueno. Es fundamental que el educador desarrolle mediantela incentivación, las singularidades de sus estudiantes: actitudes, habilidades y destrezas.

e- Favorecer el crecimiento personal y el aprendizaje. Permite percatarse de los errores o fallas que tienen las y los estudiantes para guiarlos y orientarlos a la corrección, realimentación y autoevaluación.

El tacto pedagógico logra estos propósitos por medio de un ambiente positivo donde se trabajacon el silencio, la palabra, con la mirada, el gesto, el ejemplo y el ambiente. Por eso resulta muy positivo que el docente tome en cuenta estos aspectos en el desarrollo de las relaciones con sus estudiantes.

El tacto pedagógico permite el aprovechamiento de habilidades que pueden ser consideradas, verdaderos y significativos procesos de enseñanza y aprendizaje, así como el desarrollo deprofundas y significativas relaciones interpersonales en el salón de clases.

Como bien lo señala Van Manen (1998), el tacto pedagógico proporcionará al proceso educativo:
- Realizar maravillas y dejar huella en la y el estudiante.
- Plantear que lo difícil resulte fácil.
- Preocupación por el interés del estudiante.
- Creación de nuevas posibilidades.


Tercera parte
El tacto pedagógico...
tracking img