Tarea

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 2 (379 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 19 de octubre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
El Viejo y el Mar

Era un viejo que pescaba diariamente y nunca conseguía nada de peces, es más, siempre iba al mismo lugar de pesca y cuando iba lejos llevaba consigo una botella. Un muchacho loayudaba y a veces comía junto con él pero los padres del muchacho le dijeron que tendría ir con otro barco de pesca hasta que este consiguiera peces o un buen lugar para pescar. El muchacho aunque noiba al mismo barco a ayudar al viejo, lo ayudaba con otras cosas como llevando las cosas de su barco hasta su casa y con la comida. Al muchacho y al viejo les encantaba el baseball así que era casi delo único que hablaban, y de pesca claro.
Un día el viejo decidió ir a pescar lejos. El muchacho no podría ir con él por que como ya dijimos, trabajaba en otro barco. Hasta que estuvo losuficientemente lejos encontró su primer pez, aunque no lo vio ni siquiera al medio día porque el pez aún pescado no salía a la superficie, mientras el viejo se trataba de no mover mucho para no agrandar laherida en la boca del pez y que escapara.
Hasta después de un rato con esfuerzo y dedicación lo logró sacar. Ya tendría que comer por lo mientras.
Después de unos días decidió emprender otra aventura yesta vez el problema no fue un pez, sino un tiburón y luego dos. Después de momentos el más cercano se venía acercando con la mandíbula abierta. Al instante el otro tiburón empezó a hacer lo mismo unay otra vez. En la noche los tiburones vinieron en manada y el viejo pensaba que la lucha sería inútil, pero golpeó desesperadamente la lo que oía y veía. Luego arrancó la caña del timón y siguiópegando con ella. Los últimos que quedaron fueron empujados por un pez que era amigo del viejo. El viejo sentía una extraña sensación y sabía que habían sido derrotados.
El viejo regresó a su casa y fuepor café. Después fue a dormir y el muchacho junto a él. Al día siguiente le contó la historia, y siguieron pescando juntos como todos los días.

Fin

Autor: Ernest Hemingway
Ediciones Leyenda...
tracking img