Tareas continuas

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 17 (4242 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 29 de noviembre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Ucalp

Cuadernos de Teología

Temas de Teología I

II EL SENTIDO RELIGIOSO

1. Dios: un problema del hombre A la hora de empezar a estudiar lo que dice la Revelación cristiana a propósito de Dios – en esto, come hemos visto, consiste la teología – es sumamente importante que tomemos en consideración lo que, a propósito de Dios, piensa y dice el propio hombre, antes o independientementedel cristianismo.
No es el cristianismo, en efecto, el que inventa e introduce en el mundo la idea de Dios, o del Misterio. Tampoco lo son las otras religiones, o la religión en general. Toda religión surge, más b i e n , c o m o r e s p u e s t a a un problema que es anterior a ella, un problema que el hombre se plantea por sí mismo al reflexionar sobre sí y sobre la realidad que lo rodea. Porconsiguiente, es muy superficial la teoría según la cual la religiosidad del hombre sería típica y exclusiva de la etapa primitiva de la humanidad, o de la edad infantil del individuo; y según la cual nos encontraríamos entonces ante un fenómeno «pre-racional», o, directamente, «ir-racional». Ciertamente, en la etapa primitiva de la humanidad y en la edad infantil del individuo, la idea de Dios surgey se formula de manera ingenua, hasta mágica. Pero es, justamente, porque en ese momento la razón no se ha desarrollado todavía. Al crecer el hombre, y al enfrentarse con el misterio del mundo y de su propia existencia, es precisamente ella, la razón, la que plantea la hipótesis de Algo o Alguien que guarde en sí la explicación exhaustiva de ese misterio.

Esto significa dos cosas. Primero queexiste en el ser humano una tendencia y un impulso constante a plantear por sí mismo, desde sí mismo, desde su condición existencial, el problema de Dios , o de aquello que entendemos con la palabra «Dios». En segundo lugar, que esa tendencia y ese impulso – al que llamamos «sentido religioso» – es un asunto de la razón . Una razón, por supuesto, que se haya adecuadamente desarrollado. No esdifícil, en efecto, observar que el sentido religioso decae o se corrompe precisamente cuando la razón es débil, o cuando no se la usa correctamente. 2. Preguntas y exigencias «últimas»

Pero ¿qué entiende el hombre cuando, reflexionando sobre la realidad, dice: «Dios», o «Alguien», o «Algo»?... ¿Qué es lo que está buscando, o qué es lo que lo mueve a creer, o a plantear la hipótesis, aunque sea, deun Dios? En primer lugar, si observamos la experiencia de los hombres, y nuestra propia experiencia personal, caemos en la cuenta de que siempre y en todo caso lo que estamos buscando es «la verdad», es decir, el significado de nuestro existir y de todas las cosas, el por qué y el para qué de todo. Y no un significado cualquiera, o parcial, sino el significado último, esto es , fundamental,exhaustivo, aquel en base al cual pueda uno comprender y afrontar la realidad y la vida en todos sus aspectos e implicaciones.
Esta búsqueda del significado último de la vida y de la entera realidad, surge en nosotros y se expresa a través de ciertas preguntas que todo hombre, si es hombre, conoce muy bien, como por ejemplo: ¿Qué es la vida?... Qué es el mundo?... ¿Quién soy yo?... ¿Quién eres tú?...¿Por qué suceden cosas como el dolor, o e l m a l , o la muerte?... ¿Qué sentido tiene todo esto?... ¿Y por qué, a pesar de todo esto, uno se apasiona y lucha y vive?... . Es decir: en todas y cada una de estas preguntas es la búsqueda del significado (o de la verdad) la que actúa, la que mueve y provoca y exalta nuestra mente, nuestro corazón, nuestra libertad. Y más un hombre es hombre, más sevuelve incansable en planteárselas. La vida, en efecto, nos resulta vacía, y se convierte en algo desesperante, no cuando se nos presenta con problemas, o dificultades, o sufrimientos, sino cuando – a todos y cada uno de esos problemas, dificultades y sufrimientos – no le encontramos sentido.

Al mismo tiempo, siempre si observamos la experiencia del los hombres en general y nuestra propia...
tracking img