Tareas

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 23 (5673 palabras )
  • Descarga(s) : 4
  • Publicado : 27 de mayo de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Distrito Federal— Cada vez son más frecuentes las manifestaciones de xenofobia en las naciones más desarrolladas. Pese a ello, los medios informativos de cada región suelen soslayar el hecho en el mismo nivel como se oculta la violencia en algunas comunidades del país bajo el supuesto de evitar desbandadas por el desprestigio. Lo anterior no es óbice para registrar la tendencia, que salta a lavista, cuando, al mismo tiempo, se insiste en la necesidad de integrar en un mundo globalizado en el que las fronteras sólo producen muertes y no sirven para detener los grandes flagelos de la humanidad: ni el narcotráfico ni el terrorismo.
Los xenófobos, por lo general, abrevan en las fuentes del fascismo aunque ni siquiera lo noten. En los Estados Unidos, en donde los políticos salvaguardan elestablishment por considerar que ejerce como baluarte de la democracia universal –pese a ello no explican por qué el modelo permite la sucesión gregaria y el consiguiente éxito de los “trusts” políticos–, el pretexto para encender más los ánimos contra los inmigrantes ha sido, sin duda, las amenazas fundamentalistas que han exaltado el espíritu belicista no sólo de los cuadros oficiales. A partir deseptiembre de 2001, tras los bárbaros atentados en Nueva York, fue evidente que se recrudeció un hondo sentimiento de nacionalismo cuyo reverso es, por supuesto, la xenofobia exaltada que lleva a tratar como presuntos delincuentes a cuantos no sean miembros de la comunidad ya no digamos a los extranjeros, incluso los turistas, que jamás están preparados para sufrir, en carne propia,discriminaciones y desplantes.

En la Unión Europea el fenómeno se extiende por otros cauces. La inmigración incontrolable desde áfrica, Europa del Este y Sudamérica, sobre todo, va camino de causar un serio conflicto social. Por una parte, los gobiernos estiman necesaria la mano de obra que les llega del exterior porque se ocupa de las tareas más lacerantes –lo mismo que en los Estados Unidos–, mientras lapoblación nativa goza de ventajas como una mayor remuneración y mejores servicios por labores menos duras. Por la otra, los nacionales se incomodan por el disparo en los índices delictivos y, sobre todo, la arribazón de verdaderas mafias de extranjeros –como las rumanas y las búlgaras–, especializadas en la trata de blancas, el tráfico de cocaína y los robos callejeros. Ello ocasiona, porsupuesto, un rechazo automático a quienes se presentan con estas nacionalidades conflictivas aun cuando, por supuesto, la generalización sea por demás injusta.

El hecho es que una buena parte de los delitos de género –en España se han asesinado a sesenta y dos mujeres por sus parejas en lo que va del año–, y de los hurtos registrados en casas habitación son cometidos por inmigrantes. Y ello, porsupuesto, enciende las alertas y genera las reacciones xenófobas que se unen a los llamados vindicatorios de los antiguos regímenes fascistas –como el franquismo al que se honra cada 20 de noviembre, la fecha de la muerte del ominoso “caudillo”, en el Valle de los Caídos, su inmenso mausoleo–, cada vez más frecuentes y con convocatorias al alza.

No es apresurado decir que el efecto nacionalista,encendido por los regionalismos exacerbados, tiende a acelerar las confrontaciones con buena dosis de violencia, máxime en países con brotes independentistas por doquier. En la pequeña Bélgica, por ejemplo, los flamencos estarían dispuestos a separarse a la primera oportunidad pulverizando todavía más su territorio. Y así en cada uno de los países de una Unión que es defendida globalmente aunque losintentos de desintegración avancen peligrosa y provocadoramente. No se diga en España en donde catalanes y vascos ya no quieren sentirse ni ser nombrados españoles.

Debate.- Las agresiones se repiten y cada vez son más graves. Hace unos días, en el barrio de Chamartín, uno de los de mayor nivel de Madrid y próximo a una de las estaciones ferroviarias de la capital, un grupo de “neonazis”, con...
tracking img