Teoría pedagógica: una definición

Teoría Pedagógica: una definición

En el año 2002 definíamos a la teoría pedagógica como:

el cuerpo de saberes sistematizados que se derivan de la reflexión acerca de una acciónpedagógica, y que permiten reconocer y organizar sus puntos de opacidad, negación y contradicción, así como los discursos que le sirven de referencia y de los que se derivan sus preocupaciones. Y convencidos deque la construcción de dicha teoría sólo es posible interrogando la acción para historizarla; subrayamos, por tanto, los dos elementos indispensables para la teoría pedagógica: la reflexión históricay la reflexión sobre la práctica[1]

Hoy en día insistimos, con mayor ahínco, sobre la necesidad, en nuestra reflexión, de acudir necesariamente a las fuentes propias que dieron origen a estaantiquísima disciplina iniciada con la Paideia griega.
Parece incorrecto e inútil, apunta Abbagano[2], considerar a la teoría pedagógica como inclusora de ciencias y técnicas que son ajenas (tanto alquehacer como a la reflexión) pues más que esclarecer, más que contribuir, oscurecen la reflexión de sí misma; así, dice el autor, el aporte de otras disciplina, debe reducirse a proporcionarnos mediospara conseguir los fines y metas que, la teoría pedagógica, como filosofía de la educación -puesto que plantea un cierto ideal de formación humana- se plantea.

Valentina Cantón, en varios escritos,advierte sobre el peligro de sustituir la autorreflexión teórica de la práctica pedagógica, con agujeros creados por otras disciplinas:
La pedagogía está agotada, cansada de insistir en buscaren otras disciplinas como la psicología y la sociología lo que cree que le falta, reconoce que en esa empresa –de búsqueda de objetos de estudio, de imágenes de “cientificidad” de saberes “validados” ygeneralizables y, lógicamente, de identificación y definición de sí misma como disciplina “sistemática”- ha dejado a un lado, precisamente, eso que la constituyó y le dio origen: los actos y las...