Todo placer es bueno, pero no todo placer nos corresponde

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 2 (293 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 25 de septiembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
ESTO ES UNA COMPILACIÓN, LA AUTORÍA NO ES PROPIA.

Las personas vivimos en una búsqueda permanente de placer, todos buscamos experiencias agradables que nos produzcan satisfacción.Los placeres pueden tener carácter sensorial como: un baño de tina tibio, un abrazo de la persona que queremos, el olor a pan recién horneado, el acostarse sobre sábanas limpias, la visiónde una persona atractiva, una pintura que nos atraiga, el saborear deliciosa comida y, por supuesto, los encuentros sexuales. Otros placeres nos permiten investigar dentro de lodesconocido, solucionar problemas o enigmas, o disfrutar de cualquier cosa nueva. Existen también, aquellos relacionados con darle un propósito a nuestra vida, a lo que hacemos, a la búsqueda desu verdadero sentido. Y, cómo no mencionar las fantasías y el disfrute de lo que produce nuestra imaginación, así como la alegría de acercarnos a los demás, comunicarnos con ellos,contarles lo que sentimos y permitirles que nos digan sus sentimientos.

Sin embargo, hay personas que piensan que el placer es la versión más aproximada de la felicidad y confunden el caminode alcanzarla con la exposición ilimitada a un sinnúmero de situaciones que, si bien, producen placer no pueden considerarse realmente satisfactorias, como por ejemplo el uso de drogas,alcohol, la búsqueda desesperada de dinero, la infidelidad. En muchas ocasiones, la consecución de estos placeres lleva al individuo a afectar a terceras personas y a sí mismos; entoncesvaldría cuestionarse si somos merecedores de ese placer que recibimos, si ese placer nos corresponde.

La satisfacción de ciertos deseos nos puede llenar de placer pero no necesariamentegarantizarnos la felicidad, ni proveernos de bienestar, mas bien guiarnos hacia el mal, aunque es igualmente cierto que no puede asociarse la felicidad ni el mismo bien sin el placer.
tracking img