Trabajo existencial

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 14 (3465 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 8 de septiembre de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
SEDE SAN RAFAEL
Facultad de Ciencias de la Salud
Carrera Licenciatura en Psicología



| |
|“TRABAJO FINAL: CASO “SEBA” |




• Materia: INTERVENCIÓN Y TRATAMIENTO• Área: Psicología Existencial

• Docente: Lic. Eduardo Tristán

• Año lectivo del cursado: 2010

• Año de cursado: 4° - Segundo Cuatrimestre.

Alumna: Mulle Bernedo, María Belén










INTRODUCCIÓN

Es un desafío poder enfrentarse a un caso clínico real. Y más desafiante aún, a mihumilde entender, es abordarlo desde una perspectiva existencial.
Para la materia Intervención y Tratamiento, sección existencial, se propuso un caso clínico, para resolverlo, desde diferentes autores vistos en la cátedra. Esta metodología es ciertamente muy valiosa, pero no poco complicada, ya que exige la aplicación directa a de la teoría aprendida durante estos años, en una práctica tanconcreta.
El caso a resolver es el de Seba, un chico de 28 años con problemas de drogadicción quien luego desarrolla una esquizofrenia hebefrénica, con un 70% de incapacidad. Presenta una conducta autística marcada, una sobre-medicación que ha sustituido la droga ilegal por la legal y una estructura familiar patológica.
Como dije más arriba es realmente un desafío personal. Eldesafío es abarcar este complejo caso desde una teoría existencial y proponer una dirección de la cura.
Propongo el trabajo de la siguiente manera:
En primer lugar una presentación del caso clínico. Luego el análisis del caso propiamente dicho. Y finalmente una conclusión..


PRESENTACIÓN DEL CASO CLÍNICO


Consultan los padres por su hijo Seba de 28 años. Seba transito durante 8 añospor una profunda ingesta de drogas, de las llamadas “pesadas”: cocaína, LSD, hongos y cotidianamente marihuana.

Es detenido por la policía y el juez ordena tratamiento psiquiátrico que se lleva a cabo con medicamentos antipsicóticos, antidepresivos y anticonvulsivos. Esto genera una toma de 12 pastillas diarias.

Consigue salir de la adicción “pesada” aunque genera una sintomatología autísticaque antes no demostraba: Se incomunica, se encierra en su dormitorio sin hacer nada. “Mirando sólo el techo” dicen sus padres. Casi no puede hablar ni caminar. Seba había sido deportista aún en las épocas de de consumo de drogas.

Los padres deciden consultar por un tratamiento psicológico para el hijo, habida cuenta convulsiones con éxito, no lo había recuperado como persona. Al contrario,antes tenía dinamismo, andaba en skate, hacia básquet y también incursionaba en la música.

El diagnóstico psiquiátrico era de “Esquizofrenia hebefrénica con deterioro permanente del 70%”

Seba concurrió a una primera entrevista. Casi no habló y cuando lo hizo lo hacía con un automatismo generalizado, casi inaudible. Sus manos temblaban y los ojos apenas se veían por los párpados caídos.Arrastraba los pies al caminar. Sin dudas, su adicción a las “drogas pesadas” había sido reemplazada por sustitutos químicos “legales”: los medicamentos. Nunca se había trabajado las razones que habían llevado al paciente, a las drogas con tanta intensidad.

Una pregunta a los padres, ambos profesionales de la economía, fue “Cómo no se dieron cuenta que el hijo se estaba drogando, no simplemente fumandomarihuana” Simplemente respondieron que no se dieron cuenta, ni aún del fuerte olor a marihuana en el dormitorio. “No sabíamos que ese era el olor a marihuana”. Les contesté “Pero algún olor raro o extraño deben haber sentido” Sin dudas un profundo acto de negación que impidió hablar a tiempo lo que había que hablar. Quizás nunca se habló, en la historia de Seba, lo que había que hablar. Los...
tracking img