Trabajos buenos

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 5 (1236 palabras )
  • Descarga(s) : 8
  • Publicado : 9 de mayo de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Las caras de la crisis

Mientras los analistas internacionales reciclan las dramáticas imágenes de la Gran Depresión de los años treinta para explicar la recesión de la economía, sus colegas colombianos no tienen que devolverse tanto en el tiempo. En la memoria de millones de colombianos siguen vivos los recuerdos, y las trágicas consecuencias, de la crisis de finales de los años noventa. Alfin de cuentas, si 20 años no son nada, 10 son mucho menos.

Hace exactamente una década, en las páginas de esta revista, el entonces ministro de Hacienda, Juan Camilo Restrepo, explicaba las medidas que la naciente administración de Andrés Pastrana estaba tomando frente a una crisis económica que pronto se profundizaría y dejaría una marca indeleble en ese cuatrienio. A pesar de haber golpeadodistintos aspectos de la economía, la debacle de 1999 tuvo en los deudores hipotecarios a sus víctimas más simbólicas. Las altas cuotas de la vivienda, los desalojos y el temor a perder los ahorros de toda una vida invertidos en una casa o apartamento fueron el sello de esos aciagos años.

Sin embargo, en palabras del propio Restrepo, los trastornos registrados en 1999 y 2009 son "bien diferentes"(ver siguiente artículo). Hoy la deuda de vivienda no está en el centro del impacto social de la crisis. "Hace 10 años teníamos pocas familias fuertemente endeudadas en apartamentos y casas; hoy hay muchas más familias pero con deudas más pequeñas", afirma el economista Juan Carlos Echeverry. Que las casas embargadas no se conviertan otra vez en símbolo de la desaceleración, como está sucediendoen Estados Unidos, no implica que la economía colombiana esté blindada frente a severas consecuencias sociales.

Una de las más devastadoras es el desempleo. Las autoridades económicas no habían terminado de acusar el golpe de los primeros coletazos de la recesión mundial, cuando el creciente número de desocupados empezó a activar las alarmas. En los tres primeros meses de este año, la tasa dedesempleo mensual ha subido en comparación con el mismo período de 2008. Los datos más recientes del DANE confirman que en marzo se sumaron 229.000 colombianos a las filas de los que no tienen trabajo. En total, el contingente de desocupados alcanza los 2.471.000.

La preocupación no es exclusiva de Colombia. La economía mundial se enfrenta a la peor crisis de empleo en décadas. En Estados Unidosse han perdido más de 4,4 millones de puestos de trabajo desde enero de 2008. China ha despedido cerca de 20 millones de trabajadores, mientras que la tasa de desempleo de España en 2010 podría alcanzar el 20 por ciento. Según la Organización Internacional del Trabajo, la recesión global será la responsable de unos 50 millones de desocupados adicionales durante este año.

Tanto las crisis comolas bonanzas económicas generan sus íconos: los banqueros de Wall Street, los empresarios de Internet, los tigres asiáticos, los tecnócratas latinoamericanos, las casas perdidas y los ahorradores engañados. ¿Serán los desempleados los protagonistas de la crisis de 2009? ¿Las hojas de vida reemplazarán al Upac como futuro recordatorio de estos tiempos?

Visitante indeseado

Para los analistas,las altas tasas de desempleo son un acompañante natural de la economía colombiana. Un vistazo a los indicadores latinoamericanos muestra que el país ostenta porcentajes mayores a naciones similares como Chile o Venezuela (ver gráfico). Ni siquiera durante la reciente época de vacas gordas la tasa de desocupación logró bajar del 10 por ciento. Independientemente del ciclo económico, el aparatoproductivo nacional no es capaz de crear un buen número de empleos de calidad, en especial para personas sin educación superior, y mantiene tasas de informalidad laboral cercanas al 50 por ciento. En otras palabras, el problema del empleo es estructural, no coyuntural.

Así, aunque la actual crisis explique parte de los despidos, la destrucción del empleo asalariado y con poca calificación es un...
tracking img