Trafico de mercancias y tramitacion aduanal

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 3 (538 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 16 de octubre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Por Ron Paul (Congresista norteamericano)

¿Podría tratarse solo de un mal sueño, o de una pesadilla?
Es mi imaginación, ¿o hemos perdido la cordura?
Simplemente no se puede creer.
Un absurdoinmenso, una gran decepción, una ilusión de proporciones gigantescas basada en nociones absurdas y en ideas cuyo tiempo nunca debió llegar. La simplicidad brutalmente distorsionada y complicada. Lalocura como lógica. Esquemas grandiosos construidos sobre la falsedad con la moral de Ponzi y Madoff.
El mal traducido en virtud, la ignorancia empeñada como sabiduría. La destrucción y elempobrecimiento en nombre de lo humanitario, violencia como herramienta de cambio. Guerras preventivas utilizadas como rutas hacia la paz. Tolerancia a través de las armas del gobierno. Visiones reaccionarias amodo de progreso. Un imperio reemplazando a la República.
La esclavitud vendida como libertad. La excelencia y la virtud trocadas por la mediocracia. El socialismo para salvar al capitalismo. Ungobierno fuera de control sin freno constitucional, ni de la ley, ni de la moralidad, disputando politiquerías mientras colapsamos hacia el cáos y la filosofía que nos destruye no está aún definida.
Hemosroto con la realidad –una nación psicótica. La ignorancia fingiendo conocimiento reemplaza a la sabiduría. El dinero no crece en los árboles y la prosperidad tampoco proviene de las imprentas depapel moneda del gobierno ni de sus crecientes déficits.
Nos hallamos en medio del ilimitado gasto del dinero del pueblo, de exorbitantes impuestos, déficits de trillones de dólares—gastados en un estadode bienestar/guerrero fallido, de una epidemia sin fin de crónicas, de ilimitadas ofertas de papel moneda en lugar de riqueza.
Un banco central que de manera deliberada destruye en secreto el valordel dinero sin restricción alguna y sin hacer ruido y que sin embargo es aclamado por los pseudo-capitalistas de Wall Street, del complejo militar industrial y Detroit.
Vigilamos nuestro imperio...
tracking img